Actualizado 15/11/2007 21:33 CET

Bomberos senegaleses impiden el aterrizaje de dos vuelos de repatriación procedentes de España

MADRID, 15 Nov. (EUROPA PRESS) -

Bomberos senegaleses impidieron en la noche de ayer que dos aviones españoles que deportaban a inmigrantes de este país africano pudieran aterrizar en el aeropuerto de Dakar, ya que los bomberos cruzaron camiones en la pista de aterrizaje con motivo de una huelga, según informaron a Europa Press fuentes del Ministerio del Interior.

Estas mismas fuentes señalaron que ayer por la noche tres aviones salieron desde las Islas Canarias con inmigrantes senegaleses que iban ser deportados, pero que "sólo uno de ellos pudo aterrizar porque en la pista habían cruzado camiones de bomberos". Este colectivo, se encuentra en huelga "por motivos laborales".

De este modo, estos dos aviones acudieron a Mauritania a repostar y a continuación regresaron a las Islas Canarias. En este sentido, las fuentes del ministerio insistieron en que "no existe ningún problema con las repatriaciones a Senegal".

No obstante, el portavoz de la Confederación Española de Policía (CEP), Agustín Brito, asegura que los aviones no pudieron aterrizar porque las autoridades senegaleses rechazaron los vuelos, en los que viajaban alrededor de 160 inmigrantes.

El portavoz del sindicato aseguró a Europa Press que tres vuelos de la compañía Air Europa, contratados por el Ministerio del Interior, salieron desde las Islas Canarias hacia las 22,00 horas (hora peninsular) con "entre 80 y 90 inmigrantes cada uno" con destino a Dakar.

Según Brito, las autoridades senegalesas sólo aceptaron uno de los tres aviones, mientras a que los otros dos se les negó la posibilidad de aterrizar en el país africano. "Les tuvieron un buen rato dando vueltas alrededor del aeropuerto y los senegaleses cruzaron camiones y autobuses en la pista para que no pudieran aterrizar", aseguró el portavoz del CEP.

Además, Brito agregó que el Ministerio del Interior tenía previsto que ayer despegaron otros tres vuelos desde Canarias en los que repatriar a otros "80 ó 90 senegaleses" en cada avión.