Actualizado 20/08/2009 19:54 CET

El Monte Abantos (Madrid) cuenta ya con 440.000 árboles repoblados, diez años después de quedar arrasado por el fuego

MADRID, 20 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Comunidad de Madrid ha plantado ya cerca de 440.000 árboles en el Monte Abantos desde que la zona se viera gravemente afectada por un incendio hace hoy una década, informó hoy la directora gerente del Instituto Madrileño para la Investigación y Desarrollo Rural, Agrario y Alimentario (IMIDRA), Maria Jesús Villamediana, durante la visita a la zona del grave incendio, que afectó a 425 hectáreas del Monte.

Asimismo, señaló que el Gobierno regional ha invertido en la reforestación de la zona 1,12 millones de euros. Las especies de árboles que se han plantado en estos años en toda la superficie afectada son pinos, encinas, rebollos, fresnos, álamos y arces.

El incendio que se propagó por el Monte Abantos afectó a una superficie poblada de Pinus sylvestris, Pinus pinaster, Quercus ilex, Pinus nigra, Quercus pyrenaica, además de pequeños rodales en márgenes de arroyos de frondosas de ribera como chopos, sauces, serbales y alisos.

"La Comunidad de Madrid ha hecho un gran esfuerzo para repoblar esta superficie tan importante para nuestra región y continúa con su compromiso de crear nuevos bosques, recuperar zonas degradadas y reforestar los espacios naturales que distinguen a Madrid", aseguró Villamediana.

GRAVE INCENDIO EN 1999

El 20 de agosto de 1999 se declaró un incendio en un pastizal muy próximo al monte 'La Jurisdicción'. Debido a las condiciones meteorológicas se propagó con gran rapidez en dirección Nordeste, alcanzando en pocos minutos las copas de los pinos y avanzando ladera

arriba. Un día después se consiguió controlar el fuego, que quedó extinguido el 22 de agosto, permaneciendo algunos medios de extinción hasta el día 29 del mismo mes para sofocar posibles reavivaciones.

Una vez delimitado el perímetro, que se estimó la zona afectada en 425 hectáreas. De la superficie quemada, 190 hectáreas pertenecen al Monte 'La Pizarra', 115 al Monte 'La Jurisdicción', 90 hectáreas a monte particular de libre disposición, 18 al Monte 'Cuelgamuros' y 12 hectáreas pertenecen al Monte 'La Solana'.

Justo un año después del incendio, comenzaron ya los trabajos de regeneración del bosque, con la plantación de los primeros árboles. Las especies implantadas, una vez descontadas las superficies inforestales, fueron las mismas que desaparecieron por culpa del fuego. Durante los años 2000 y 2001 se invirtieron 408.668 euros (68 millones de pesetas) en la eliminación de residuos y otros 306.516 euros (51 millones de pesetas) en la repoblación forestal.

A partir del año 2002 continuaron las labores de consolidación de las plantaciones realizadas, para lo que se invirtieron más de 400.000 euros, según datos del Gobierno regional.

PLAN DE REPOBLACIONES

El Gobierno de Esperanza Aguirre reforestará la cubierta vegetal de la Región con 15 millones de árboles en la actual legislatura, y con una inversión total de 65 millones de euros, dentro del Plan de Repoblaciones de la Comunidad de Madrid (2006-2016).

La Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio ya ha ejecutado más del 40 por ciento de este proyecto, por el que se regeneran los terrenos forestales desarbolados, se amplía el área ocupada por los ecosistemas forestales, se defienden los recursos hídricos para el abastecimiento de Madrid y se lucha contra la erosión y la desertificación.

Asimismo, el incremento de las masas forestales a través del Plan de Repoblaciones supone la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos, sobre todo en los entornos urbanos más necesitados de arbolado.

Dentro del Plan Regional de Repoblaciones, cuya última campaña finalizará a mediados de 2011, algunos de los municipios que ya se han beneficiado de sus intervenciones han sido Navas del Rey, Leganés, Rivas Vaciamadrid, Somosierra, Robledo de Chavela, Alcalá de Henares, Valdemaqueda, Arganda del Rey, Bustarviejo y Navacerrada.

Los programas para la recuperación de aves rapaces impulsados por el Ejecutivo regional han conseguido estabilizar, e incluso aumentar, las poblaciones de aves como el águila imperial, el buitre negro, del que contamos ya con 95 parejas, o como la cigüeña negra, especie de la cual hay ya diez parejas en la Comunidad de Madrid, o como el águila real, de la cual hay contabilizadas 16 parejas.