Actualizado 31/05/2007 21:16 CET

Narbona afirma que el Programa AGUA cuenta con financiación europea para todas sus actuaciones

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, resaltó hoy la posición favorable de las instituciones europeas respecto al Programa AGUA, que sustituye al derogado trasvase del Ebro. Narbona afirmó que se "ha conseguido obtener financiación europea para todas y cada una de las actuaciones del Programa AGUA" y que "no se ha perdido ni un sólo euro de los 1.200 millones pedidos y no concedidos para el trasvase del Ebro".

Según el informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) de 2005, el nivel de captación de agua en España es "muy elevado", y el desarrollo urbano y la captación por regadíos son factores que ejercen "fuertes presiones sobre recursos hídricos". La ministra explicó esta tarde este informe en la Comisión de Medio Ambiente del Congreso de los Diputados.

Además, Narbona destacó que el pasado 21 de marzo la Comisión Europea archivó la denuncia presentada en 2004 por la Generalitat Valenciana contra el real decreto-Ley 2004 que modificó el Plan Hidrológico Nacional y derogó el trasvase del Ebro. La Comisión Europea alegaba en el archivo de la queja un posible incumplimiento del derecho comunitario.

Por el contrario, la ministra indicó que la Comisión Europea sí considera que el Programa AGUA cumple con las exigencias normativas en materia de evaluación ambiental y respeto de la participación pública. El Ministerio de Medio Ambiente está invirtiendo más que nunca en las comunidades de Valencia y Murcia, y en la sequía que sufre España ni una sola ciudad ha sufrido problemas de corte de suministro, mientras que en la anterior, 12 millones de españoles tuvieron cortes de agua, afirmó.

En cuanto a las desaladoras, la Comisión Europea estima que no deben considerarse 'per se' como proyectos que afecten a las Praderas de Posidonia, y la ministra afirmó que hay un respaldo efectivo e la Comisión Europea al Programa AGUA.

Por su parte, el diputado del PP Ángel Pintado indicó que hay que tener en cuenta las especificidades de España en materia hídrica, y que no tiene nada que ver con los países del resto de Europa. "El uso responsable del agua no significa cerrar el grifo, sino modernización", indicó. Pintado dijo que se debe incentivar el ahorro pero no pagando más, porque puede conllevar el abandono de un sector agrícola y de zonas rurales.

PLAN DE CALIDAD DE AGUAS.

Por otra parte, el Consejo de Ministros aprobará la semana próxima el Plan Nacional de la Calidad de las Aguas 2007-2015 en materia de aguas residuales, anunció Narbona. Asimismo, el Consejo de Ministros de la próxima semana también aprobará el proyecto de Patrimonio Natural y Biodiversidad, en el que prevalece la protección de los espacios naturales sobre la ordenación urbanística. "Intentamos que prevalezca la protección ambiental sobre otras política para preservar la riqueza natural", indicó Narbona.

En relación a las emisiones acidificantes y sustancias emisoras de ozono, la ministra apuntó que este año se aprobó el proyecto de Ley de Calidad el Aire y Protección de la Atmósfera, en tramitación en el Congreso, en el que se prevén exigencias de emisiones en función de los usos del suelo.

En materia de cambio climático, la ministra destacó que España ha sido de los pocos países que ha conseguido que la Unión Europea apruebe el II Plan Nacional de Asignación. La AEMA señala el importante aumento registrado en 15 años en las emisiones de gases de efecto invernadero, aunque reconoce que las emisiones son similares a las de otros países europeos.

El informe de la AEMA 2005 apunta que el rápido desarrollo económico ha venido acompañado de un incremento de la urbanización y de un uso intensivo de los recursos. Al mismo tiempo, reconoce un fortalecimiento de la gestión ambiental para mejorar la protección de los espacios naturales, el tratamiento de las aguas, la utilización de energías renovables y la gestión de los residuos, y destaca que España afronta problemas concretos relacionados con sus características climáticas y geográficas, como son los incendios forestales, sequías, erosión e inundaciones.

La Agencia Europea de Medio Ambiente considera que España presenta aspectos favorables en lo que se refiere a la evolución del transporte de mercancías, destacando las inversiones públicas para modernizar el parque de vehículos y subraya que el Plan Estratégico de Infraestructuras y Transporte 2005-2020 potencia el transporte público y fomenta la intermodalidad. También subraya que el consumo de energía per cápita en España es similar al de otros países europeos meridionales, aunque cita que el consumo de energía final aumentó el 60 por ciento desde 1990.