Publicado 16/04/2021 11:22CET

La cocina del Hospital Regional incorpora un sistema de descongelación novedoso para mantener propiedades de alimentos

Archivo - La cocina del Hospital Regional de Málaga incorpora un abatidor, un sistema de descongelación novedoso para mantener las propiedades de los alimentos
Archivo - La cocina del Hospital Regional de Málaga incorpora un abatidor, un sistema de descongelación novedoso para mantener las propiedades de los alimentos - JUNTA DE ANDALUCÍA - Archivo

MÁLAGA, 16 Abr. (EUROPA PRESS) -

La cocina del Hospital Regional Universitario de Málaga ha incorporado un novedoso sistema de descongelación que mantiene todas las propiedades de los alimentos tras este proceso. Cada año, este servicio, elabora más de 395.000 menús que se distribuyen entre los pacientes ingresados en las áreas de hospitalización.

Dependiente del servicio de Restauración del complejo hospitalario, este nuevo equipamiento, denominado abatidor, supone una mejora para la descongelación de los productos bajo cero, conservando sus propiedades y aumentando la seguridad durante el proceso.

El abatidor, en su ciclo inverso, permite que los profesionales de la cocina central, ubicada en el Hospital Materno Infantil, suban la temperatura de forma controlada y sin riesgo de contaminación de forma rápida.

El sistema de descongelación es programable en función del producto y los ciclos más empleados son de 150 minutos --para bloques de pescado-- y de 90 minutos para descongelar cuartos de pollo o filetes de pescado.

De forma adicional, cuenta con un sistema de ionización para evitar contaminaciones cruzadas. La rapidez del proceso facilita, además, ajustar las cantidades necesarias en para cada partida de trabajo, evitando descongelar más producto del necesario, han precisado desde la Junta de Andalucía en un comunicado.

Además, se usa para abatir, es decir, bajar la temperatura rápidamente, en alimentos recién cocinados que están aún calientes, como carne asada o manzanas asadas. De esta forma se evita perder cualidades de olor, sabor y textura y permite bajar la temperatura rápidamente en preparaciones frías, como ensaladas u otros platos fríos, garantizando las condiciones para su transporte desde la Cocina Central a las Zonas de Emplatado y Distribución.

35 MENÚS DIFERENTES

El servicio de Restauración cuenta en la actualidad con 35 tipos diferentes de menús con el objetivo de contribuir a la atención sanitaria con un servicio de alimentación de calidad cumpliendo con las necesidades de las distintas unidades y siguiendo las indicaciones de la Unidad Asistencial de Endocrinología y Nutrición.

En el último año se han incorporado dos tres nuevas dietas: una enriquecida en proteínas especial para pacientes ingresados con riesgo de desnutrición por COVID-19, que cuenta, además, con una variante triturada; y una para niños con diabetes, cuya peculiaridad reside en ser una dieta didáctica, en la que se indican las raciones de hidratos de carbono de cada plato o componente de la dieta, para que estos pacientes pediátricos y sus familias, durante su hospitalización, puedan aprender a tratar de forma práctica esta patología, sobre todo en los casos de debut, todo ello de la mano de dietistas-nutricionistas y enfermeras.

Este servicio, muy valorado por los pacientes, cuenta con tres premios nacionales. En 2019 resultó ganador de los premios de la revista Restauración News 'Hot Concepts 2019' en la categoría de colectividades. Asimismo, en 2018 ganó el primer premio en la categoría de restauración colectiva en los 'Hostelco Awards 2018' por su menú ecológico, pionero en el mundo hospitalario.

Cada año en el centro sanitario se dan más de 7.500 dietas 100 por cien ecológicas con el objetivo de contribuir a la sostenibilidad y al aumento de la satisfacción del usuario a través del fomento de productos locales y de temporada. La asociación de profesionales ANTA, en su convención de Cocinas Centrales, distinguió a los Servicios de Hostelería del Hospital como Mejor Cocina Central en 2014 con su premio Excel45.

El servicio de Restauración del Hospital Regional de Málaga cuenta con 243 profesionales de diferentes categorías que trabajan para que los más de 35.500 pacientes que ingresan cada año reciban una alimentación saludable. En total, los almacenes del centro reciben cada año más de 520.000 kilos de materias primas que se elaboran, por personal del SAS, en la cocina central del centro, ubicada en el Hospital Materno Infantil.

Contador