Aprobado el proyecto de restauración del Convento Madre de Dios de Sevilla

Actualizado 09/09/2019 14:55:16 CET

SEVILLA, 9 Sep. (EUROPA PRESS) -

La sesión de la Comisión Provincial de Patrimonio celebrada este lunes, bajo la presidencia de la delegada territorial de Fomento, Infraestructuras, Ordenación del Territorio, Cultura y Patrimonio Histórico, Susana Cayuelas, ha resuelto informar favorablemente el proyecto de ejecución de la primera fase de intervención en el convento Madre de Dios de Sevilla, un edificio levantado en el siglo XVI sobre unas casas de la antigua judería, hoy catalogado como Monumento Histórico-Artístico y Bien de Interés Cultural (BIC).

Tal como detalla la Junta de Andalucía en un comunicado, aunque el edificio de la iglesia presenta un estado de conservación general "mucho
más estable de lo que puede parecer", pues no se detectan "graves problemas" de cimentación y en su carpintería de armar no se han detectado "graves ataques" de xilófagos ni pudriciones preocupantes, es necesario mejorar la estabilidad de las estructuras de cubierta que completan las zonas no abarcadas por las estructuras de los artesonados.

Sí hace referencia al "importante desplome" que presenta el muro a la calle San José --0,44 metros con una altura de unos 16 metros y una anchura de muro de 1,25 metros--, el cual se ha podido comprobar, tras las inspecciones realizadas, que se debe más a deformaciones de origen, que a las componentes horizontales de los empujes propios de los artesonados.

También, se advierte la actividad del mismo y, aunque sus movimientos no repercuten en la estabilidad, considera oportuno continuar con el
seguimiento y resolver los posibles empujes de las armaduras sobre los muros.

Por ello, en esta primera fase de intervención en la iglesia conventual se describen las actuaciones necesarias para eliminar los riesgos estructurales detectados y que se refieren fundamentalmente a obras de consolidación de la estructura de cubierta del presbiterio, incluyendo el contacto con la ochava contigua de la armadura de nave central y el camaranchón sobre el arco toral.

Asimismo, se incluyen obras consideradas como prioritarias, como la introducción de un apeo de la vigas-jácenas que conforman el forjado del coro, que a la vez de provisional posibiliten el desarrollo de la función del coro bajo. También, se menciona la reparación de las grietas existentes en las zonas ocultas del artesonado, entre ambos estribos.