La Fundación Progreso y Salud contribuye a la formación de más de 16.700 profesionales sanitarios en 2018

Formación de profesionales sanitarios
JUNTA DE ANDALUCÍA
Publicado 23/01/2019 15:24:19CET

SEVILLA, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

Más de 16.700 profesionales sanitarios han recibido a lo largo del pasado año 2018 entrenamiento avanzado dirigido a mejorar y actualizar sus competencias a través de la línea 'Iavante' de la Fundación Pública Andaluza Progreso y Salud, entidad de la Consejería de Salud y Familias.

Estos profesionales han participado en casi 300 acciones de formación que han contado con un nivel global de satisfacción de alrededor de un 90%, lo que "indica la calidad de los mismos y su aplicación a la práctica profesional", según sostiene la citada Consejería en un comunicado.

El total de matrículas contabilizadas el pasado año supone un incremento de casi un 80% con respecto a 2017. Según explica la Junta, este aumento responde, en parte, al impulso de la metodología 'Massive Open Online Course' (MOOC) que permite a los profesionales de cualquier punto geográfico "acceder simultáneamente a una formación de calidad, abierta y gratuita".

Los programas formativos se han desarrollado, entre otras, en las áreas de cirugía mínimamente invasiva, urgencias y emergencias, cuidados paliativos, cardiopatías, uso apropiado de antimicrobianos, donación y trasplantes de órganos, tratamiento del dolor, oncología, diabetes, ictus y enfermedades raras.

Son programas que se corresponden, en general, con acciones de entrenamiento dirigidas a mejorar y actualizar las competencias en el marco del modelo de formación continuada de las profesiones sanitarias y con actuaciones para reforzar la adquisición de competencias transversales y en técnicas avanzadas de los especialistas en formación en el SSPA.

De igual modo, se ha colaborado con las universidades públicas de Andalucía en el desarrollo de acciones de formación en el área de urgencias y emergencias, en reproducción humana asistida, y en la prueba de evaluación clínica objetiva estructurada (ECOE) que debe realizar el alumnado de la Facultad de Medicina en el último curso

Según explican desde la Junta, desde el año 2003, Iavante ha formado a más de 67.000 profesionales a nivel regional, nacional e internacional en más de 8.500 cursos. Durante estos años, la formación impartida "se ha adaptado a las necesidades del sistema sanitario implementando las innovaciones tecnológicas del sector en el entrenamiento y evaluación, a través de la simulación de situaciones reales, para promover la calidad de la atención y la seguridad del paciente".

METODOLOGÍA DE SIMULACIÓN PARA LA PARTE PRÁCTICA

Para el desarrollo de estos cursos, la Consejería de Salud cuenta en Granada con el Complejo Multifuncional Avanzado de Simulación e Innovación Tecnológica (CMAT), además de otros espacios en toda la región.

Según la Consejería de Salud y Familias, el CMAT se constituye como "un escenario idóneo, resultado de la suma de sus instalaciones con entornos realistas, los innovadores métodos de aprendizaje mediante simulación y las herramientas de tecnología avanzada y simuladores físicos y de realidad virtual con los que el complejo cuenta".

Así, los profesionales en formación pueden entrenarse en recreaciones de consultas, calles, domicilio y quirófanos experimentales acondicionados con la escenografía, material anestésico-quirúrgico, vestuario, y demás elementos escénicos, e incluso personas desempeñando roles de participantes en la asistencia, lo que "facilita su inmersión en situaciones análogas a las que tendrán que resolver en su actividad diaria".

Además de la infraestructura para la realización de los cursos, desde la Junta destacan también su estructura pedagógica, ya que se plantea como un entrenamiento integral del profesional o del equipo de intervención, individualizando la formación dirigida a cada uno de los diferentes perfiles sanitarios implicados simultáneamente.

Para la Junta, la oferta formativa de la línea Iavante es "una importante y sólida iniciativa institucional para mejorar la respuesta del Sistema Sanitario Público de Andalucía".

Acreditada por la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía, constituye "un refuerzo a la capacidad de respuesta en la atención a los pacientes, mejorando los procedimientos de actuación y la coordinación de los recursos y garantizando la calidad de las instituciones y de los profesionales", según destaca la Consejería de Salud.

Contador