Publicado 25/11/2022 12:26

El SAE atiende a 2.150 mujeres víctimas de violencia de género en unidades provinciales de inserción

Archivo - Oficina del Servicio Andaluz de Empleo (SAE) (Foto de archivo).
Archivo - Oficina del Servicio Andaluz de Empleo (SAE) (Foto de archivo). - JUNTA DE ANDALUCÍA - Archivo

SEVILLA, 25 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Servicio Andaluz de Empleo de la Consejería de Empleo, Empresa y Trabajo Autónomo de la Junta ha atendido a alrededor de 2.150 mujeres víctimas de violencia de género en las unidades provinciales de atención integral y acompañamiento para la inserción sociolaboral que este organismo ha puesto en marcha este año para mejorar las competencias personales y profesionales y el posicionamiento laboral de este colectivo.

Se trata de unidades de intervención integral y acompañamiento, ubicadas en cada capital de provincia, en las que reciben servicios de apoyo psicosocial, orientación, formación, intermediación, ayuda a la búsqueda de empleo, captación de ofertas de trabajo, y otras actuaciones que son necesarias para reforzar su empoderamiento y su cualificación profesional. Las unidades están atendidas por personal técnico titulado en psicología, trabajo social, con formación en integración laboral y experiencia en programas de intervención sociolaboral de este colectivo.

Según se indica en nota de prensa, son destinatarias de este servicio las mujeres que hayan sido víctimas de violencia de género y acrediten dicha condición y que se encuentren inscritas en el Servicio Andaluz de Empleo, con independencia de que su situación laboral sea de desempleada u ocupada, teniendo la demanda en alta o suspensión con intermediación y registrada la condición especial de víctima de violencia de género.

Desde su puesta en marcha el pasado verano, estas unidades de intervención del SAE han atendido a 2.150 mujeres interesadas en participar en este servicio de acompañamiento y, de ellas, 529 mujeres ya han completado una atención mínima de cuatro horas. Hasta el momento, se han llevado a cabo con las participantes 4.458 horas de formación de las que se han beneficiado 114 mujeres y más de 370 han participado en acciones de orientación (en total, 2.192 horas de orientación laboral).

Además, casi un centenar han sido beneficiarias de acciones de inserción como prácticas en empresas, contabilizándose hasta el momento más de 600 en este tipo de acciones (como visitas a empresas o entrevistas de trabajo).

ATENCIÓN ESPECÍFICA

El objetivo de estas unidades es facilitar la integración en el mercado laboral de aquellas mujeres que son víctimas de la violencia de género y que, por su especial situación de vulnerabilidad, requieren una atención específica, especializada y al margen de los circuitos generales de atención a los demandantes de empleo. El servicio cuenta con una unidad de atención en cada provincia andaluza, con objeto de proporcionar una atención cercana, teniendo en cuenta las dificultades del colectivo en cuanto a movilidad, aunque tienen también carácter itinerante abarcando como mínimo el ámbito de influencia de las oficinas de empleo.

El servicio se ofrece con la colaboración de entidades especializadas, mediante un concurso público, ya que las mujeres que son víctimas de la violencia de género, por su especial situación de vulnerabilidad, requieren una atención específica, especializada y al margen de los circuitos generales de atención a los demandantes de empleo.

El servicio que el SAE presta a este colectivo de mujeres a través de estas unidades se circunscribe principalmente a acciones de orientación y apoyo psicosocial, vinculadas a la búsqueda de empleo y dirigidas a trabajar el bienestar psicológico de las participantes y la capacitación para la vida diaria, como entrevistas individualizadas para trabajar las secuelas que puedan estar dificultando la búsqueda de empleo.

También acciones de formación, centradas en facilitar la adquisición y perfeccionamiento de las competencias, como actividades dirigidas a la adquisición de habilidades sociales, acciones formativas de capacitación profesional o del alfabetización digital y manejo de nuevas tecnologías.

Y finalmente, acciones de inserción laboral que tengan por objeto facilitar el acceso y participación de las mujeres víctimas de violencia de género en aquellos recursos disponibles para promover su inserción laboral en igualdad de condiciones, como prácticas profesionales en entornos reales de trabajo, concierto de entrevistas de selección, visitas a empresas o promoción del autoempleo.

Para garantizar que las mujeres beneficiarias puedan asistir a las acciones que formen parte de su itinerario integral de atención, se les facilitan también servicios de conciliación en los que casos en los que tengan a su cargo menores o personas dependientes y transporte. Hasta el momento, casi medio centenar se han beneficiado de estas ayudas durante su participación en el programa.

Contador