Publicado 21/07/2020 18:23CET

Consorcio Aguas Bilbao Bizkaia invertirá 253 millones hasta 2023 en mejoras de saneamiento y abastecimiento

Asamblea General del Consorcio de Aguas Bilbao BizkaiaP
Asamblea General del Consorcio de Aguas Bilbao BizkaiaP - EUROPA PRESS

La Asamblea General celebrada en Bilbao aprueba millones anuales durante cuatro años para llevar a cabo 163 actuaciones en Bizkaia

BILBAO, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia destinará un total de 253 millones de euros hasta 2023 a inversiones en obras de saneamiento (124,2 millones) y a nuevas infraestructuras para garantizar el abastecimiento (122,9 millones), a un promedio de 63 millones anuales durante los próximos cuatro ejercicios.

Estas inversiones han sido aprobadas este martes en el transcurso de la Asamblea General ordinaria del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, celebrada en el Palacio Euskalduna de Bilbao, donde se ha dado el visto bueno al programa plurianual de inversiones en abastecimiento y saneamiento, para el periodo 2020-2023.

En total, el Consorcio llevará a cabo 163 actuaciones en toda Bizkaia, la mayoría de ellas con cuantías entre los 200.000 y el millón de euros de presupuesto, capítulo que absorbe el 46% del total presupuestado. En ese sentido, destacan siete grandes infraestructuras que requerirán una inversión superior a 10 millones de euros.

Las partidas se repartirán, fundamentalmente, tal y como ha señalado el director gerente del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia, Pedro Barreiro, "entre nuevas infraestructuras para garantizar el abastecimiento de agua en calidad y cantidad", por un lado, y "a mejorar el estado ecológico de las masas de agua reduciendo la contaminación vertida a éstas, además de obras complementarias de ampliación y optimización de los procesos y eficiencia energética", ha detallado.

Del total de inversiones programadas hasta 2023, la Diputación Foral de Bizkaia financiará el 8,3% del importe de las obras a realizar, en virtud del convenio suscrito con el Consorcio de Agua Bilbao Bizkaia. El resto se financiará con recursos propios procedentes de las tarifas de abastecimiento de agua y saneamiento, complementados con remanentes disponibles.

Tal y como ha reseñado Barreiro en su intervención, "a pesar del esfuerzo inversor sostenido en el tiempo, el sector del agua requiere todavía de enormes inversiones para seguir mejorando y adaptarse a la normativa cada vez más exigente".

El conjunto de iniciativas en materia de saneamiento supondrán para este ejercicio 2020 una inversión cercana a los 26,9 millones de euros. Dos partidas, de 5 y 7,3 millones, se destinarán a continuar con los trabajos del tanque de tormentas de Galindo y 455.482 euros para terminar el tanque de Mungia.

Los tanques de tormentas constituyen una de las prioridades del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia para el cumplimiento de la directiva europea en materia de tratamiento y depuración de aguas residuales.

Se trata de grandes depósitos subterráneos que tiene la misión de acumular una parte del agua que desbordaría de los colectores en momentos de precipitación intensa, normalmente, la que lleva mayor carga contaminante. Cuando cesan las lluvias y se normaliza el caudal de entrada a las depuradoras, se incorpora al tratamiento de forma gradual. De esta forma, los tanques reducen la cantidad de aguas sucias que llegan al medioambiente sin el adecuado tratamiento.

Dentro de las inversiones previstas para este año, en el capítulo de saneamiento destacan tres actuaciones que requerirán una inversión por encima del medio millón de euros, importantes para mejorar la gestión de las aguas residuales en núcleos dispersos y rurales, con la finalización de la EDAR de Munitibar, la incorporación del polígono Lambarri al colector Güeñes - Sodupe y la incorporación del saneamiento de Arratia y el área servida por la depuradora de Bedia al interceptor Nervion-Ibaizabal, una obra que tendrá su desarrollo más importante el próximo año.

Como viene siendo habitual, varias partidas se dedicarán a diversas obras de mejora de la EDAR de Galindo (Sestao), principal depuradora de Bizkaia e infraestructura clave en el saneamiento del Área Metropolitana de Bilbao.

ABASTECIMIENTO

En el capítulo de abastecimiento, con 20,8 millones de euros para este ejercicio, destaca una partida de 3,5 millones para concluir la interconexión entre Uribe Costa y Mungialdea que permitirá reforzar la garantía de suministro en la comarca y una partida de casi 1,4 millones de euros consignados para el nuevo depósito de Artxanda.

Destacan además un conjunto de actuaciones en la comarca de Enkarterri, para mejorar el suministro al núcleo de San Pedro de Galdames, y renovar y ampliar las infrestructuras del Sistema Ordunte - Sollano.

Aunque este año se ha previsto una partida pequeña de 300.000 euros, en los próximos dos años se invertirán 22,3 millones al segundo tramo de la arteria de Enkarterri que permitirá la gestión conjunta de los Sistemas Zadorra - Venta Alta y Ordunte - Sollano, trazando un anillo que reforzará la garantía de abastecimiento al Área Metropolitana de Bilbao en situaciones de emergencia. Se trata de una actuación de envergadura que beneficiará al conjunto del territorio.

Por último, el Consorcio ha destacado una inversión de casi 11 millones de euros hasta 2023, para la renovación del sistema de filtración por carbón activo en la ETAP de Venta Alta, que dotará a la instalación de sistemas innovadores y plena capacidad para potabilizar agua del Ibaizabal con totales garantías en caso de necesidad.

Si bien la mayor parte de la inversión se destina a obras nuevas, destaca que el 21,7 % del costo de las infraestructuras a ejecutar corresponde a iniciativas de renovación y mejora de procesos e instalaciones, actuaciones que son imprescindibles para mantener la calidad del servicio, y cuyo importe irá aumentando progresivamente conforme se vayan agotando los plazos de amortización de las infraestructuras.

CUENTAS DE 2019

Entre otros asuntos, la asamblea general del Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia ha dado el visto bueno a las cuentas anuales del ejercicio 2019 de la entidad, con informe externo de auditoría con opinión limpia (sin salvedades).

La liquidación del presupuesto refleja un beneficio en la cuenta de resultados de 3,7 millones de euros. Por lo tanto, la entidad presenta una estructura financiera saneada sin endeudamiento y el periodo medio de pago a proveedores se sitúa en 22 días, esto es, ocho días por debajo de lo establecido por la ley.

Para leer más