Un total de 217 óleos del legado de Ruiz Balerdi se trasladan del Bellas Artes de Bilbao al centro guipuzcoano Gordailua

Un total de 217 óleos del legado de Ruiz Balerdi se trasladan del Bellas Artes de Bilbao al centro guipuzcoano Gordailua
EUROPA PRESS
Publicado 06/05/2019 14:21:43CET

El museo bilbaíno catalogará, en los próximos tres años, las 6.000 obras en papel del artista que también podrían llevarse a Gipuzkoa

SAN SEBASTIÁN, 6 May. (EUROPA PRESS) -

Un total de 217 óleos sobre lienzo de mediano, pequeño y gran formato que muestran la evolución del pintor guipuzcoano Rafael Ruiz Balerdi (San Sebastián 1934-Altea 1992) han sido trasladados del Museo Bellas Artes de Bilbao, donde su heredera Hilde Kolch los depositó en 2004, al centro de Colecciones Patrimoniales de la Diputación foral de Gipuzkoa Gordailua con vistas a la difusión de esta obra dentro y fuera de Euskadi.

En rueda de prensa en Gordailua, en Irun, el diputado foral de Cultura de Gipuzkoa, Denis Itxaso, el director del Bellas Artes, Miguel Zugaza, acompañados del director del centro irundarra, Carlos Olaetxea, han firmado un convenio de colaboración en virtud del cual se articula este depósito, al tiempo que se contempla la elaboración de un catálogo de las, en torno a 6.000 obras en papel del artista.

El Museo Bellas Artes dedicará los próximos tres años a la catalogación del trabajo gráfico de este "infatigable dibujante", según ha explicado Zugaza que ha opinado que tras este trabajo sería "importante" que todo el legado de Ruiz Balerdi esté en el mismo lugar, lo que podría conllevar también su traslado a Gipuzkoa. El Bellas Artes mantiene su colección de Ruiz Balerdi, a la que pertenecen unas 2.000 de esas obras gráficas.

Itxaso ha anunciado que, además, en virtud de esta colaboración se llevará a cabo una exposición en el centro Koldo Mitxelena de San Sebastián, una vez que finalicen las obras de remodelación del mismo, "se verá en qué formato y con qué contenido". Asimismo, la Diputación recibirá una de las obras depositadas en Gordailua como contraprestación por la conservación de este legado.

El diputado foral ha destacado que el traslado de estas obras a Gipuzkoa es "una muy buena noticia", que se llevaba "tiempo esperando". "Hoy es un día feliz para la sociedad vasca en general y guipuzcoana en particular", ha destacado.

Itxaso ha aplaudido que Gordailua se vaya a hacer cargo de estas 217 obras del "gran representante de la abstracción vasca", uno de los fundadores del grupo artístico Gaur, algo que supone "una enorme responsabilidad", ya que, además de "conservarlos y guardarlos", la Diputación se compromete también a "difundir y contribuir a su conocimiento".

Según ha indicado la materialización de este traslado ha sido cocinado "a fuego muy lento", porque para Koch era "fundamental" saber en qué condiciones y cómo iba a estar la obra, "para qué trasladarla a Gipuzkoa", y ha realizado un "ejercicio de generosidad" con su decisión.

Por su parte Zugaza ha señalado que hace dos años en la inauguración de la exposición que la Sala Kubo Kutxa de San Sebastián dedicó a Ruiz Balerdi fue consciente del "deseo" de su legataria de que la obra del pintor volviera a Gipuzkoa, algo que requería de "un proyecto de investigación y de difusión" de la obra.

"UNA MARAVILLA"

En este sentido, ha subrayado que Gordailua es "una maravilla" y "un lugar fantástico para recibir esta colección en las mejores condiciones de conservación". A su juicio, es "un invento maravilloso" y ha manifestado "ojalá existiera algo similar en Bizkaia".

Por su parte Olaetxea ha explicado el "delicado" proceso de traslado de las obras del Bellas Artes a Gordailua, que se llevó a cabo a principios del pasado mes de abril, y que supuso "un gran reto" para el centro.

Según ha explicado, de manera previa, se procedió a compactar la las más de 360 pinturas de la colección de la Diputación de Gipuzkoa, tras lo cual se preparó los óleos de Ruiz Balerdi para su ingreso en Gordailua mediante su catalogación y geolocalización con etiquetas con códigos QR. Después una empresa de transportes especializada en transporte de arte trasladó los lienzos, supervisando la descarga cinco restauradores, se revisó e inventarió las obras y una vez desembaladas se comprobó su estado de conservación.

El director de Gordailua ha indicado que las obras se han ubicado en 19 mallas de peines en la primera planta del centro, ocupando 242 metros cuadrados, mientras que las de gran formato, una de ellas de hasta siete metros de longitud, permanecerán enrolladas en cajas de conservación, al igual que las de pequeño formato.

"DEBAJO DE TODAS LAS LUCES"

Por su parte, Koch, hijastra y heredera del pintor, ha confesado sentirse "en una nube" con este traslado, ya que "llevaba años forjando la idea de seguir haciendo los deberes" que dejó el artista. En este sentido, ha explicado que desde que en 2004 depositó su legado en el Bellas Artes, el "siguiente reto, la motivación", siempre ha sido que la obra de Ruiz Balerdi "esté debajo de todas las luces que pueda tener".

Al respecto, ha confesado que "no ha sido siempre fácil", porque los museos tienen sus agendas y ha aplaudido que, finalmente, la obra pueda volver a Gipuzkoa, algo que "no se pudo hacer antes porque no había infraestructura para ello", de la mano de Gordailua donde va a tener "más accesibilidad" tanto para el público en general como para investigadores o coleccionistas.

Al respecto ha incidido en que se va a analizar "todas las opciones para sacar fuera y dar a conocer" la obra de Ruiz Balerdi que, a su juicio, "estaría muy contento de la solución que se da a su obra", con este "muy importante paso" para el "conocimiento" de la misma.

Contador