Bomberos del Infoex aseguran que lo publicado en el DOE "es un nombre" y piden un reconocimiento profesional "real"

Manifestación de bomberos forestales y CCOO en Mérida
EUROPA PRESS
Publicado 05/11/2018 14:29:43CET

   MÉRIDA, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Bomberos del Infoex, con el apoyo del sindicato CCOO, se han manifestado en Mérida, junto a Presidencia de la Junta, donde han asegurado que lo publicado este lunes el Diario Oficial de Extremadura (DOE) sobre la categoría profesional del colectivo "es un nombre".

   Además, han pedido "un reconocimiento real conforme al código profesional" de los bomberos forestales, que es el 5932 como cuerpo de emergencia y protección civil que son, apuntan.

   Según ha informado el responsable de bomberos forestales en CCOO a los medios de comunicación, Diego Gallardo, "ahora se ha firmado un acuerdo diferente al del 2015", ya que en ese año se firmó un acuerdo con la unidad sindical de todas las siglas.

   Ahí, se recogía "claramente" las diferentes categorías reflejadas conforme dice la seguridad social, con el CNAE 8425 y conforme al 5932 porque emana precisamente de una propuesta de pronunciamiento que se aprobó en la Asamblea de Extremadura.

   Así, el acuerdo de ahora "no tiene nada que ver con el acuerdo del 2015" por lo que "se ha roto la unidad sindical". Ese acuerdo lo han firmado UGT y CSIF y desde CCOO han apuntado que por eso están "reclamando el compromiso que adquirieron" con ellos, de otorgarles una categoría profesional tal que es el código 5932 para los bomberos forestales.

   Por lo tanto, Gallardo ha destacado que lo que las otras organizaciones han firmado es un nombre, "una reclasificación dentro del convenio colectivo" donde les han llamado "bombero forestal-conductor" como les podían haber llamado "Pepito Pérez", por lo que va a haber gente en principio que con lo que han firmado que "sin carnet de ningún tipo" se le llame bombero forestal-conductor.

COMPROMISO POLÍTICO DE VARA

   Por lo tanto, han pedido al presidente de la Junta de Extremadura que cumpla con el "compromiso público político" que adquirió sobre el cambio de categoría profesional.

   Han reclamado también la categoría profesional de bombero forestal que "no tiene otra vía que es el código profesional 5932" y que además posteriormente se ratificó en la Asamblea en una propuesta de pronunciamiento donde se avalaba este código.

   Al mismo tiempo reivindican lo que la ley ya les avala, que es la ley de protección civil que les reconoce como cuerpo de emergencia y protección civil en su artículo 17 con lo cual, han asegurado que el CNAE para su sector de actividad "no es otro que el 8425" donde han asegurado tener incluso documentación a parte de esa propia ley del congreso donde "ratificaban que el CNAE que corresponde a los bomberos forestales es el 8425".

   También ha acudido a esta manifestación la secretaria general de CCOO Extremadura, Encarna Chacón, que ha destacado que desde CCOO llevan "en la lucha cuatro años por esta categoría profesional de bomberos forestales" y esperan de esa "congruencia y de esa responsabilidad" para que esta demanda "por fin en este año sea una realidad".

DECISIÓN POLÍTICA

   Han informado también de que el mensaje que quieren emitir es que quieren el CNAE 8425 y una "decisión política" para esto y que se cumpla la normativa y con el compromiso adquirido con todos los trabajadores y trabajadoras del plan Infoex y por ende con la ciudadanía extremeña.

   Gallardo, ha destacado que como servicio público que son, asentados en el entorno rural, el código 5932 les avala como apoyo en la contingencia en el medio rural, es decir, que actúan "como primeros intervinientes".

   Los bomberos forestales cuentan con vehículos contra incendios pero no pueden salir, porque no tienen "ni ese reconocimiento ni esa formación y eso es fundamental porque Extremadura es eminentemente rural y es una necesidad" como servicio público que son poder ofrecer ese servicio a los vecinos.

   Por otro lado hay una cuestión que es "esencial" y es que tanto el código 5932 como el 8425 están reconocidos en la seguridad social. Así, de las ventajas que dispondrían es que se les podrían reconocer posibles enfermedades profesionales y aplicar una aplicación de los coeficientes reductores.

   Gallardo ha destacado, también, que "no hay que olvidarse" que realizan un trabajo que requiere un esfuerzo físico "importante" y que la media de edad del colectivo "cada día está más alta". Por lo tanto, necesitan que esa guía que tienen que definen ambos códigos y esas posibles enfermedades profesionales y peligrosidad, toxicidad y penosidad que vienen reflejadas se les acabe reconociendo.