Actualizado 27/01/2012 15:09 CET

UGT lamenta que la decisión de congelar las oposiciones de Secundaria es "un paso más para debilitar la escuela pública"

MÉRIDA, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Federación de Trabajadores de la Enseñanza (FETE) de UGT Extremadura ha lamentado que con la decisión de la administración de congelar las oposiciones de Secundaria este año se da "un paso más para debilitar la escuela pública" y contribuye a que "miles de opositores sientan frustrados sus esfuerzos de acceso a la condición de profesores".

En nota de prensa, FETE-UGT asegura que no encuentra razones para que el Ministerio de Educación y las Comunidades Autónomas "no se hayan puesto de acuerdo en sacar una oferta amplia de plazas", ya que según apunta, en 2011 se han jubilado más de 10.000 docentes, unos 400 de ellos en Extremadura, a las que habría que añadir las plazas de nueva creación, que supone un "número importante" y que "se tendrán que cubrir por personal interino".

Como consecuencia de esta decisión "aumentará significativamente el trabajo temporal y en precario, en nuestra comunidad la tasa de interinidad se puede disparar por encima del 15 por ciento", apunta FETE-UGT.

Y es que, según señala, toda la educación pública, también la extremeña, "necesita un número determinado de profesores en plantilla, que si no se cubre con funcionarios habrá que hacerlo con interinos", lo cual "contribuirá a la falta de estabilidad de los equipos docentes y al desarrollo de los proyectos educativos".

Añade que en el caso concreto de Extremadura, con los resultados de la evaluación de diagnóstico y los tasas de abandono escolar prematuro no se puede "permitir el lujo de una alta tasa de profesorado interino en la función pública".

Así, apunta que con esta medida de congelar la convocatoria de oposiciones, y las intenciones declaradas del Ministerio de Educación de cambiar el sistema de acceso a la función docente, también se hace un "daño irreparable a los más de 8.000 extremeños que se estaban preparando su acceso por el actual sistema".

UGT ha recordado su apuesta por la convocatoria de oposiciones de Secundaria en Extremadura, pero "con una oferta amplia, en todas las comunidades autónomas y coordinada por el Ministerio de Educación" unos requisitos que "no se han cumplido".

En este sentido, el sindicato espera que la Consejería de Educación convoque la Mesa Sectorial "para explicar esta decisión, y aclarar las informaciones confusas de convocatoria de oposiciones en 2013".

Finalmente, FETE-UGT ha advertido va a plantear a otras organizaciones sindicales y colectivos de opositores la realización de "medidas de presión para luchar contra esa injusta tasa de reposición del 10 por ciento, que perjudica a la escuela pública", y que va a "estar vigilantes para que esta medida no sea un instrumento para reducir plantillas y servicios educativos".