Actualizado 16/05/2007 00:23 CET

27-M.- Quintana acusa a PP y PSOE de defender las diputaciones para "promover el caciquismo"

Rego dice que Bugallo "presume" de las actuaciones de los concejales nacionalistas porque "no puede presumir" de las áreas socialistas

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 15 May. (EUROPA PRESS) -

El portavoz nacional del BNG y vicepresidente de la Xunta, Anxo Quintana, acusó hoy a PP y PSOE de practicar "políticas antiguas" al centrar su campaña en el cumplimiento del Plan Galicia o en la defensa de las diputaciones para "promover el caciquismo".

En un mitin en el Auditorio de Galicia de Santiago, Quintana criticó a socialistas y populares por no ser "claros" a la hora de pronunciarse sobre la organización territorial de Galicia. Así, denunció que, además de ayuntamientos, comarcas y áreas metropolitanas, "quieren diputaciones".

"No quieren escuchar hablar de su supresión para mantener a los machitos", ironizó al referirse a los presidentes provinciales y aseguró que estos órganos "sólo sirven para dar subvenciones y promover el caciquismo". Por ello, repitió que los nacionalistas "no tienen inconvenientes" en decir "alto y claro" que están "en contra" de las diputaciones. "Para que más burocracia si ya nos llega con los ayuntamientos, las comarcas y las áreas metropolitanas", aseguró.

Ante más de 500 personas en un auditorio de 800 plazas, Quintana se refirió a las "políticas antiguas" que practican los partidos estatales, a los que criticó por presentar como "novedad" el cumplimiento del Plan Galicia. "Frente a estas proposiciones nosotros estamos con las propuestas que lanzamos desde la Xunta", dijo en alusión a las políticas que el BNG practica desde el Gobierno gallego en materia social, industrial, cultural, rural o de vivienda.

En un discurso cargado de críticas a PSdeG y BNG, el portavoz nacionalista también se refirió al debate televisivo que ayer mantuvo con el presidente del PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, y el alcalde de Lugo, el socialista Xosé Clemente López Orozco, y aseguró que él cumplió. En este sentido, sacó de datos y aseguró que fueron 350.000 gallegos los que respaldaron el programa 'Hai debate', aunque se refería al mayor punto de share de este espacio, el de 23,4% de la audiencia.

"Nosotros nos movemos por principios y no por conveniencias circunstanciales", aseguró al referirse al presidente gallego, Emilio Pérez Touriño, que declinó participar. "Algunos no fueron y, ahora, quieren debatir fuera. Pues va a ser que no. Si quiere debatir tuvo tiempo para ir", ironizó.

Sobre las propuestas presentadas en esta cita televisiva, aseguró que el PSdeG no aportó "ningún compromiso" y el PPdeG practicó un "streetease político y urbanístico" al defender el mercado libre y no la vivienda protegida.

REGO

También el candidato del BNG en Santiago, Néstor Rego, se mostró muy irónico al referirse a su socio de gobierno, el socialista y alcalde de esta ciudad, Xosé Sánchez Bugallo, a quien reprochó que "presuma" de las actuaciones que realizan los concejales nacionalistas. "Debe ser que lo hacemos tan bien que nos tiene que promocionar porque no puede presumir de sus áreas", bromeó.

De esta forma, criticó la "falta de liderazgo" de Bugallo por no saber situar a Santiago como una "verdadera capital" de Galicia. Para ello, recordó que Bugallo "no hizo nada" para que Santiago mantuviera la sede de la Consellería de Pesca, cuando a principios de esta legislatura se conjeturó con la posibilidad de trasladarla a Vigo. "Se reunió con Touriño y aplicó la teoría inversa del gobierno amigo que se traduce en que cuando el PSOE se equivoca, mejor quedar callado", apuntó.

Ante los aplausos de los vecinos, Rego subrayó que no haría eso, aunque frente a él tuviera al presidente de la Xunta o al vicepresidente. "Si yo fuera alcalde, Touriño y Quintana me tendrían en frente si esta sede se marcha a otra ciudad", proclamó y aseguró que "lo más importante" es "defender los intereses" de la ciudad. "Pero esto no va a suceder --enfrentarse a Quintana-- porque yo seré alcalde el 27 de mayo y el presidente dentro de dos años", añadió.

El candidato nacionalista repasó las prioridades de su formación de cara a los próximos comicios y destacó la necesidad de impulsar el desarrollo económico y social de la capital gallega. Para ello, apostó por la vivienda protegida, la mejora de los servicios públicos y nuevas infraestructuras viarias.