El BNG pide evitar que los recursos de Galicia acaben en Panamá

Actualizado 02/06/2016 13:52:38 CET
europa press

   Vincula los pactos a que se derogue la reforma laboral, rechaza los recortes que impone la UE y defiende los sectores estratégicos

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El BNG ha apelado este jueves a los gallegos para evitar que el resultado de las próximas elecciones generales, que tendrán lugar el 26 de junio, sea que los recursos de Galicia se conviertan en "un botín para pseudopanameños". "Los recursos de Galicia tienen que servir para crear riqueza para el pueblo", ha enfatizado el número uno al Congreso por A Coruña, Carlos Callón.

   En la presentación del programa electoral, en el que han participando los cabezas de lista a la Cámara baja por las cuatro provincias, Callón ha incidido en que los recursos propios han de servir para que "un país rico" como Galicia "no viva una vida pobre" y ha condicionado esta máxima a que la comunidad tenga "voz, voto y veto" en Madrid.

   Máxime, como ha dicho, a la vista de que otros nacionalismos del Estado sí tendrán --según se prevé-- representación en el Congreso. "Y si el BNG no está, Galicia no está", ha advertido, a fin de mejorar los datos del pasado 20 de diciembre, cuando el Bloque no obtuvo ningún acta.

   En ese marco de defensa de Galicia, el expresidente de A Mesa pola Normalización Lingüística ha avanzado que los diputados que obtenga la formación frentista reclamarán la transferencia de la AP-9 y la AP-53, así como de los puertos, aeropuertos y ferrocarriles de la comunidad; y que defenderán el uso del gallego en dependencias estatales como la Justicia o la Seguridad Social.

   Con todo, la condición 'sine qua nom' que los nacionalistas gallegos pondrán para cualquier investidura es la derogación de la reforma laboral. Y es que, como ha apuntado la candidata por Lugo Olalla Rodil, "la crisis fue una excusa" para recortar "los derechos sociales y laborales", de modo que toca "poner la economía al servicio de los trabajadores, los jubilados y los estudiantes".

ÁMBITO ECONÓMICO

   Así pues, Rodil ha remarcado que la oposición del BNG a los ajustes que "pregona" la Unión Europea será "radical" y ha demandado conocer "en campaña" la posición de las distintas fuerzas políticas al respecto.

   Adicionalmente, ha propuesto una reforma fiscal "progresiva", que grave las rentas más altas al objeto de mantener el carácter "público" de los servicios y de frenar los "recortes" fundamentalmente en la sanidad y la educación.

   Pensando en los autónomos, ha pedido sistemas de cotización "más flexibles" que tengan en cuenta sus beneficios reales; y, de cara a las grandes empresas instaladas en Galicia, que tengan la obligación de tributar en esta autonomía.

ÁMBITO INSTITUCIONAL

    A continuación ha tomado la palabra el pontevedrés Luis Bará, quien sustituye a Carme Adán tras su negativa a competir de nuevo por un escaño para el BNG, y ha planteado la necesidad de acometer "un cambio profundo" en un modelo político "cruel, injusto, corrupto y cada vez más centralizado".

   "Defenderemos que Galicia tenga presencia en todos los niveles de la política estatal y que sea protagonista, no una espectadora ni una figurante", ha proclamado, en demanda de "respeto" para esta comunidad.

   En este sentido, tras constatar que en estos más de cinco meses de "legislatura fallida" Galicia ha estado "ausente", ha puesto sobre la mesa la necesidad de apoyo que tienen nuestros sectores productivos y la importancia de que el ahorro gallego no revierta en inversiones fuera. A ello ha sumado su oposición a la prórroga concedida a Ence y una apuesta por el I+D+i.

   "Este país tiene futuro", ha sostenido, antes de sintetizar el programa del BNG para el 26J en dos palabras: "creer y querer". "Creer en este país y querer sacarlo adelante", ha resumido Luis Bará el interés que "siempre" ha tenido el Bloque.

"NUEVA OPORTUNIDAD"

   Finalmente, Noa Presas (Ourense) ha hecho hincapié en que, "entre paripé televisivo y paripé televisivo" que se ha visto en "el tiempo perdido" tras las últimas elecciones generales, la situación a nivel estatal es "de emergencia".

   De hecho, ha apostado por "garantizar los derechos laborales" de los trabajadores y por frenar que las mujeres sigan "cobrando menos" que los hombres por el mismo empleo o que "lideren el porcentaje de trabajos por horas". De igual modo, ha abogado por el fin del "fraude" de los contratos de prácticas y por que "se prohíban" las empresas de trabajo temporal para que los contratos tengan que negociarse en Galicia.

   En el programa del BNG, ha proseguido Noa Presas, también se prevé la racionalización de los horarios comerciales y laborales, de la mano de la implantación de una jornada de 35 horas, y la aplicación de una tarifa eléctrica propia.

    Junto con el combate a la "violencia laboral", los nacionalistas gallegos aspiran a poner fin al "terrorismo machista" --piden incluir el término "feminicidio" en la ley-- y a garantizar el derecho al aborto de las mujeres.

   "Los problemas de Galicia en el centro", ha resumido la ourensana, para situar el 26J como "una nueva oportunidad". "No creemos en profecías autocumplidas ni en los resultados predeterminados", ha apostillado, y ha asegurado que su formación hará "lo posible" para "recuperar la confianza del electorado" y "demostrar que nuestro papel en Madrid sería fundamental para el beneficio general de Galicia".

Para leer más