Actualizado 23/05/2012 22:30 CET

El Gobierno plantea cambiar el sistema fiscal para evitar problemas de competencia por bonificaciones sólo en el naval

Guerra Naval
EUROPA PRESS/REMITIDO

Guerra asegura que la UE no podrá "echar abajo" el nuevo modelo y que tiene un plazo de dos meses para emitir "cualquier consideración"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 23 May. (EUROPA PRESS) -

El conselleiro de Economía e Industria, Javier Guerra, ha anunciado que la propuesta que el Gobierno central ha comunicado a la Unión Europea (UE) plantea adaptar el sistema fiscal español para que "no sea selectivo a la construcción naval", de forma que las bonificaciones se puedan aplicar no sólo a los barcos, sino a "todos" los productos con un período de construcción superior a un año y que no se produzcan en serie. De este modo, no se considerarían ayudas de Estado.

Guerra, que compareció acompañado del director xeral de Industria, Ángel Bernardo Tahoces, ha destacado que esta "histórica" propuesta alternativa al 'tax lease' requerirá modificar el Impuesto de Sociedades, por lo que ha subrayado el "importante" compromiso adquirido por el Ejecutivo central. También ha garantizado que no precisa de la autorización de la UE, que, además, dispone de un plazo de dos meses para emitir "cualquier consideración" al respecto.

En cualquier caso, ha remarcado que las autoridades europeas no podrán "echar abajo" la propuesta de España --desarrollada con la implicación de Gobierno y Pymar, con una "activa" participación de la Xunta-- porque "está basada en modelos ya autorizados". "Se trata de adaptar el sistema jurídico y fiscal español para que la Comisión Europea no lo considere selectivo", ha apostillado Tahoces.

La nueva propuesta que, según adelantó el presidente Alberto Núñez Feijóo en el pleno ha sido remitida a las autoridades europeas, obligará a modificar el Impuesto de Sociedades, de forma que la amortización anticipada o acelerada --que conlleva amortizar más rápido o antes de la entrega-- será de aplicación en cualquier sector siempre y cuando la construcción del producto lleve más de un año y no se haga en serie. Como elemento "fundamental" en un proyecto que ha definido como "técnicamente muy complejo", Guerra ha aludido también al régimen de tonelaje a las plusvalías.

Sobre las ventajas que supondrá el nuevo régimen para los astilleros españoles, ha apelado a la prudencia y ha apuntado que serán "similares" a los que se aplicaban antes de la suspensión del sistema de bonificaciones fiscales denominado 'tax lease', aunque tanto él como Tahoces han rechazado hablar de "descuentos". Su cálculo, ha añadido, es de "un 20 por ciento", pero ha insistido en que dependerá de cada caso en cuestión y ha defendido que lo "importante" es que los astilleros españoles volverán a competir "en igualdad de condiciones" con los de otros países.

"CALLEJÓN SIN SALIDA"

En su intervención, Guerra ha resumido con "tres palabras" los distintos momentos vividos desde que la UE decidió poner "en serios aprietos" a los astilleros españoles con la suspensión del 'tax lease', pasando por "una primera etapa de absoluta indolencia" por parte del anterior Ejecutivo socialista, al "compromiso" del Gobierno de Rajoy y, en tercer lugar, la "intransigencia" del comisario europeo de la Competencia, Joaquín Almunia, a quien acusó de tender "una trampa" para "ganar tiempo".

"Se nos explicó que el modelo francés era la guía a seguir, pero cada propuesta del Gobierno de España tenía una respuesta negativa de la Comisión", ha constatado Guerra, quien ha apuntado que esta situación se mantuvo hasta llegar "al callejón sin salida" actual. "España no podía presentar una propuesta formal cuando los gabinetes técnicos no llegaban a acuerdos", ha defendido Guerra, para añadir que, ante la falta de acuerdo, se ha optado por plantear la propuesta que detalló este miércoles.

Sobre los plazos de aplicación de la misma, el conselleiro se ha reafirmado en que la Unión Europea dispone de un plazo de dos meses para aportar sus "consideraciones" y que, "en paralelo", el Gobierno de España modificará el Impuesto de Sociedades. Igualmente, Guerra ha avanzado que los astilleros recibirán detalles de esta solución en una reunión que se celebrará este jueves en Madrid.

LUCHAR "CON UÑAS Y DIENTES"

Por otra parte, sobre la posibilidad de que los astilleros gallegos sufran los efectos retroactivos y se vean obligados a devolver fondos derivados de contratos suscritos antes de la suspensión del 'tax lease', el conselleiro ha garantizado que la Xunta está trabajando "con intensidad", de forma que luchará "con uñas y dientes" y "contra viento y marea" para que esto no ocurra.

"Por falta de trabajo de esta Consellería y del Gobierno no será", ha defendido Guerra, quien ha augurado que en un plazo breve podrá haber "noticias" al respecto. Preguntado por si serán buenas o malas, el conselleiro ha insistido en que habrá "noticias", sin dar mayor detalle.

Por último, preguntado por la reunión mantenida con el consejero delegado de Pemex Internacional España, José Manuel Carrera Panizo, en la que también participó Núñez Feijóo, el conselleiro ha replicado que la Xunta trabaja "intensamente" para buscar carga de trabajo para los astilleros y ha añadido que se informará en detalle cuando sea "conveniente" para el sector.

En todo caso, ha subrayado que el hecho de "hablar del 'tax lease' o de posibles contratos" debe "indicar" a los gallegos que la Xunta tiene el sector naval "en la cabeza" y conoce "su importancia".