Actualizado 02/07/2015 12:43 CET

El patrón del 'Ratonero' exculpa a los tripulantes porque "nadie conocía" su "aventura"

Juicio 'Ratonero'
EUROPA PRESS

Los abogados sostienen que eran "meros marineros" y que desconocían la operación de narcotráfico

VIGO, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

El patrón del pesquero 'Ratonero', José Luis D.D., ha exculpado al resto de tripulantes del barco, en el juicio que se sigue contra él y contra otros ocho acusados, por su implicación en un transporte de 2.300 kilos de cocaína en febrero de 2012.

Así lo ha manifestado su letrado durante el trámite de lectura de informes finales, ante el tribunal de la sección quinta de la Audiencia Provincial de Pontevedra, encargado de juzgar al patrón, su cuñado, cuatro marineros y tres 'lancheros'.

El abogado ha recalcado que esta operación de transporte de droga a bordo del buque "fue una aventura de José Luis D.D., a ver si le salía bien, a la chita callando". "Una aventura que nadie conocía, y a nadie se puede responsabilizar", ha recalcado.

Asimismo, ha negado también la participación del cuñado del patrón en esa operación, porque solo José Luis "mandaba y conocía el rumbo del barco". Por ello, el abogado ha negado la existencia de un grupo criminal organizado, que es una de las acusaciones de la Fiscalía.

Esta parte, al igual que el resto de representantes de las defensas, han insistido en cuestionar la instrucción del caso, por considerar que la jueza de Vigo se atribuyó unas competencias que no le correspondían y ha subrayado también la nulidad de la prueba, por obtenerse vulnerando derechos fundamentales (registros y escuchas).

MIEDO INSUPERABLE

Los abogados de la tripulación del 'Ratonero' han insistido en que sus patrocinados nada sabían de que el barco iba a hacerse con un alijo de 2,3 toneladas de cocaína, ya que eran "meros marineros" que se embarcaban en una marea para pescar.

Todos ellos, a excepción del letrado del que supuestamente es el enlace colombiano de los proveedores de la droga, han alegado que sus representados tenían un "miedo insuperable" ya que, aunque se hubieran percatado de la presencia de los fardos de droga en las bodegas del barco, "no tenían escapatoria, en el medio del mar, y con un patrón armado". "Temía por sí y por su familia", ha sostenido el abogado de uno de los acusados.

Así, los abogados han insistido en que la presencia de esos marineros en el 'Ratonero' cuando fue interceptado por Vigilancia Aduanera era "fortuita", y que no se ha podido probar que supiesen nada de la operación de narcotráfico ni que hubiesen colaborado en la carga de los fardos a bordo.

Del mismo modo, los representantes de los tres supuestos 'lancheros' han puesto de manifiesto que no se había probado que la lancha que fue avistada por Vigilancia Aduanera fuera la misma que apareció abandonada en Madeira.

Según han apuntado, tampoco se ha podido demostrar que esos tres acusados fueran a bordo de la planeadora sospechosa. Por ello, y porque mantienen que estaban en la isla portuguesa por cuestiones laborales, han pedido su libre absolución.

FISCALÍA

Por su parte, el Fiscal ha apuntado que la prueba practicada ha demostrado la participación de todos los acusados en esos delitos, y ha recordado que algunos de ellos tienen antecedentes por narcotráfico. Según ha indicado, los acusados participaron en los hechos "consciente y voluntariamente", por ello los considera coautores y no meros cómplices del patrón.

El representante del Ministerio Público ha argumentado que tanto las declaraciones como los informes presentados ante el tribunal han acreditado que el 'Ratonero' cargó la droga en altamar y tenía previsto encontrarse con una lancha para trasvasar los fardos, en "uno de los casos más graves o el más grave de narcotráfico juzgado por esta Audiencia", por la cantidad y la pureza de la droga.

En su opinión, es "imposible" que la tripulación pudiera "abstraerse" de la presencia de la droga a bordo, del mismo modo que los tres presuntos lancheros están vinculados al alijo porque así lo constatan las pruebas de ADN recogidas en Madeira y los testigos y peritos que los sitúan como los ocupantes de la planeadora que iba al encuentro del pesquero.

El Fiscal ha rechazado los argumentos de la defensa, así como la declaración de un testigo de parte, que aseguró que él había llevado en su embarcación de recreo a esos tres acusados a Madeira para reparar un yate y que luego había regresado a Arousa (90 horas de travesía sin descanso). De hecho, ha pedido que se deduzca su testimonio y se traslade a instrucción para investigar un presunto delito de falso testimonio.

PENAS

El Fiscal pide, inicialmente, 19,5 años de cárcel para el colombiano Anyer Eduardo H.C.; 17 años para el patrón del 'Ratonero', José Luis D.D.; y 16 años de prisión para cada uno de los otros siete acusados: los tripulantes, Álvaro Agusín V.V., Albino G.P., y José Francisco F.S.; el cuñado del patrón, Jorge C.F.B.; y los tres 'lancheros', José Manuel C.L., José Antonio B.P., y Baltasar V.D.

Para asegurar una condena, ha pedido al tribunal que, si no entiende la existencia de una organización criminal, sí condene a los acusados por pertenencia a grupo criminal, lo que rebajaría la pena en 3 años a cada uno. Asimismo, reclama que se les impongan penas que suman 4.000 millones de euros.

Los abogados de la defensa han pedido la libre absolución de los procesados y, en caso de que sean condenados, que lo sean a la pena mínima. Así, reclaman que se tengan en cuenta eximentes y atenuantes, como el miedo insuperable o la dilación indebida.

Para leer más