El PP rechaza en el Parlamento de Galicia recuperar el servicio de paritorio en el Hospital de Verín

Publicado 04/12/2019 15:05:53CET

   El PP asegura en el debate que se primará "siempre" la seguridad de las madres y de los niños sobre cualquier otra circunstancia

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El Grupo Parlamentario Popular ha votado este miércoles en contra de una iniciativa del BNG que pedía subsanar las deficiencias existentes en varios servicios del Hospital comarcal de Verín (Ourense) y recuperar de forma "inmediata" el paritorio.

   Los populares gallegos han ratificado este miércoles su rechazado a una proposición no de ley que fue debatida a última hora del martes, cuando toda la oposición cargó contra la decisión del Sergas de suprimir el servicio de paritorio de Verín y avisó de que, después de este cierre, vendrán "otros recortes" en el resto de centros comarcales.

   En concreto, fue la diputada nacionalista Noa Presas quien defendido una iniciativa que pedía restituir servicios en este centro y que incluyó, a través de una autoenmienda, el asunto del cierre del paritorio de Verín ya que había sido registrada antes de conocerse la noticia.

   En su intervención, Noa Presas acusó al Gobierno gallego de "jugar con las madres" de esta comarca que, según indicó, "deben tener los mismos derechos" que otras. Además, criticó que la Xunta recurriese "a la política del miedo" para justificar la decisión.

   "Lo que es el colmo es que intenten tomar a las madres y a los profesionales por imbéciles", manifestó la parlamentaria, que consideró que "la primera gran mentira" es que "esta sea una decisión técnica". "Es una decisión política, de Feijóo, de Almuiña y del PP", subrayó.

   "Tiene narices que un gobierno que precariza al personal, que le hace hacer kilómetros, que lo tienen en condiciones absolutamente abusivas... Ese mismo gobierno dice que es por la falta de pericia de los profesionales", criticó Presas.

   Además, consideró que las excusas y la gestión de este asunto por parte del conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuiña, "roza lo absurdo". "Y nos dice que no es un infarto, que es un parto. Y lo dice en una provincia en la que no hay servicio de hemodinámica", censuró.

NUEVOS RECORTES

   En esta línea se mostraron todos los portavoces de sanidad de la oposición. Así, en primer lugar, Davide Rodriguez (Grupo Mixto) urgió a la Xunta a "cesar" su política de "desmantelamiento" y a reunirse con la comunidad hospitalaria de Verín. "¿Qué opinan de esto los diputados del PP de Ourense después de ver a los alcaldes del PP manifestándose a favor de que se mantenga el servicio?", preguntó.

   Tras ello, el socialista Julio Torrado aseguró que por parte de la Xunta hay "una planificación sistemática y ordenada de reducción de servicios en los hospitales comarcales".

   "No es que ustedes recorten, es que parece que disfrutan haciendo sufrir a la gente", lamentó el parlamentario del PSdeG, que le recordó a la bancada del PP la presencia de alcaldes y concejales del Partido Popular en la multitudinaria manifestación celebrada el pasado sábado en Verín en contra del cierre de servicios en el hospital.

   En su intervención, también censuró que el PP acuda a la "política del miedo" para refrendar las situación y aseguró que "muchas veces" las posiciones técnicas "no son verdades unánimes objetivas". "Es una decisión política recortar servicios, y después de Verín irán otros comarcales", subrayó.

   En esta línea, Eva Solla (Grupo Común da Esquerda) recordó que el PP aseguraba que la modificación de la Ley de Salud "serviría para mejorar la calidad y para acercar los servicios a la ciudadanía". "Nosotros y dijimos que para lo que iba a servir era para continuar vaciando servicios", argumentó.

   Tras ello, consideró que el PP "no cree en el rural" y señaló que si ella misma fuese diputada del Partido Popular se "sentiría profundamente avergonzada" de esta decisión. "Es bastante evidente que lo siguiente son el resto de hospitales comarcales", avisó en una intervención en la que denunció la "falta de equidad" en el sistema".

   El PPDEG DEFIENDE LA DECISIÓN

   Enfrente, el parlamentario del PPdeG Aurelio Núñez Centeno subrayadó que el Gobierno gallego y el Partido Popular van a "primar siempre" la seguridad de las madres y de los niños sobre cualquier otra circunstancia. "Lo contrario sería totalmente irresponsable", defendió.

   En el debate, aseguró que las opiniones profesionales "van en sentido contrario de lo que defienden los grupos de la oposición" y pasan por "primar la seguridad frente a la proximidad o comodidad".

   "¿Ustedes serían capaces de mantener este servicio después de escuchar la opinión de los expertos?", le preguntó Núñez Centeno a los diputados de la oposición, a la que recordó que "no hay pediatría hospitalaria desde el 2006" en este centro, como "tampoco hubo nunca hospitalización pediátrica".

   Por tanto, matizó que "es imposible" que se cierren las urgencias pediátricas como "se está hablando por parte de los grupos de la oposición, ni que haya listas de espera en el servicio de pediatría de este hospital".

Contador

Para leer más