Prisión sin fianza para el hombre investigado por disparar en diciembre a su expareja en O Grove

Posible caso de violencia de género en O Grove (Pontevedra)
Jesús Fernández - Europa Press - Archivo
Actualizado 31/01/2019 16:07:05 CET

   El hombre fue detenido este jueves tras recibir el alta hospitalaria

   PONTEVEDRA, 31 Ene. (EUROPA PRESS) -

   El hombre investigado por supuestamente disparar a su expareja el pasado 5 de diciembre en una vivienda en O Grove (Pontevedra), tras lo que se disparó dos tiros en la cabeza, ha sido enviado a prisión sin fianza después de ser detenido este jueves y puesto a disposición judicial una vez ha recibido el alta hospitalaria.

   Según han informado fuentes judiciales, tras pasar a disposición del Juzgado de Instrucción Número 3 de Cambados, con competencias en violencia de género, ha sido decretada para el hombre prisión provisional comunicada y sin fianza.

   Al hombre, que se acogió a su derecho a no declarar, han indicado las mismas fuentes judiciales, se le imputa un delito homicidio en grado tentativa y quebrantamiento de orden de alejamiento --ya que tenía activada una medida de alejamiento de la mujer cuando sucedieron los hechos--.

   Sobre este hombre, que estaba hospitalizado desde el día de los hechos --el 5 de diciembre de 2018-- debido a las heridas de bala por haberse disparado dos tiros, pesaba una orden judicial de detención y puesta a disposición judicial.

   Por ello, al haber recibido el juzgado comunicación este jueves del alta hospitalaria, se ha procedido a su arresto y traslado al Juzgado de Instrucción Número 3 de Cambados para pasar a disposición judicial, tras lo que ha sido enviado a prisión.

HECHOS

   El pasado 5 de diciembre efectivos de los cuerpos de seguridad acordaron una céntrica calle de O Grove tras atrincherarse en una vivienda el hombre con la mujer, donde se escucharon disparos.

   La mujer recibió un disparo y tuvo el alta hospitalaria dos días después de los hechos en el Hospital Montecelo de Pontevedra, donde fue operada para extraerle una bala.

   Por su parte, el hombre, que se disparó dos tiros en la cabeza con un arma del calibre 22, fue intervenido quirúrgicamente también y estuvo entubado en coma inducido en el Hospital Álvaro Cunqueiro (HAC) de Vigo, a la espera de que su estado permitiera su detención.

   El presunto agresor no tenía permiso de armas y contaba con una orden de alejamiento de la mujer. El hombre vivía en Ourense y ella en O Grove y ambos, con una relación sentimental desde hacía unos 20 años, tienen en común una hija menor de edad.