La Xunta subvencionará a menores de 35 años la compra de vivienda en municipios de menos de 5.000 habitantes

Publicado 16/10/2018 12:30:47CET

   El plazo para la presentación de solicitudes empieza el miércoles y estará abierto durante un mes, hasta el 16 de noviembre

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 16 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La Xunta de Galicia subvencionará con hasta 10.800 euros la adquisición de vivienda por parte de menores de 35 años en ayuntamientos de menos de 5.000 habitantes para promover la fijación de jóvenes en el rural.

   Así consta en la resolución que publica este martes el Diario Oficial de Galicia (DOG), por la que se establecen las bases reguladoras de la convocatoria y se abre el plazo de presentación de solicitudes de esta ayuda, incluida en el Plan de Vivenda 2018-2021.

   Según ha explicado la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda, el objetivo de estas ayudas es contribuir al asentamiento de jóvenes en los municipios menos poblados, favoreciendo la fijación de población joven en las áreas más rurales de Galicia.

   En concreto, la resolución establece que el importe de cada ayuda concedida será del 20% del coste de adquisición de vivienda y siempre con un límite máximo de 10.800 euros por beneficiario. El plazo para la presentación de solicitudes empieza el miércoles y estará abierto durante un mes, hasta el 16 de noviembre.

MÁS CONVOCATORIAS

   El departamento que dirige Ángeles Vázquez ha destacado que está previsto que estas ayudas se convoquen también para los años 2019, 2020 y 2021, con un importe total de casi tres millones de euros: 200.000 euros correspondientes a la convocatoria de 2018 y 2.750.000 euros a repartir entre los próximos tres años.

   Podrán acogerse a la convocatoria de 2018 los distintos propietarios de viviendas que, reuniendo todos los requisitos exigidos en la resolución, fuesen adquiridas con posterioridad al 1 de enero de 2018. Entre otros requisitos, los solicitantes deben tener menos de 35 años en la fecha de presentación de la solicitud, las viviendas deben estar ya construidas y su precio debe ser igual o inferior a 100.000 euros.