Los agentes de la propiedad de Baleares piden al Govern que regule la actividad inmobiliaria

Una vivienda en venta
Europa Press - Archivo
Publicado 05/09/2018 12:54:06CET

Ven "urgente" regular esta actividad "para proteger los derechos del consumidor"

PALMA DE MALLORCA, 5 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Colegio de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria de Baleares y la Asociación API Baleares han pedido este miércoles al Govern que desarrolle "con la mayor brevedad posible" el reglamento que regule la actividad inmobiliaria en la Comunidad, derivado de la nueva Ley de Vivienda aprobada en el Parlament el pasado mayo.

En un comunicado, el presidente del Colegio y de la Asociación API Baleares, José María Mir, ha avanzado que próximamente trasladarán al conseller de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons, una propuesta de reglamento. "Aspiramos a que el documento final recoja todas nuestras propuestas", ha apuntado Mir.

Para los agentes de la propiedad de las Islas, es "urgente" regular esta actividad "para proteger los derechos del consumidor". "Hay que dar unas garantías de profesionalidad para evitar estafas y engaños como estamos viendo estos días", han avisado.

Como ejemplo, el Colegio se ha preguntado "cómo es posible" que "para vender una lechuga" se necesite un carnet de manipulador de alimentos "y para la intermediación en venta de inmuebles no se necesite nada".

El presidente de la organización colegial ha recordado que esta demanda "viene ya de lejos" porque durante los "ciclos alcistas" como el actual "proliferan el número de inmobiliarias que ofrecen servicios sin que la administración les exija requisito alguno para ello, y el que acaba pagando las consecuencias es el consumidor", "ya sea porque se actúa de mala fe o por el mero desconocimiento de la normativa y de la profesión".

Así, el presidente del Colegio considera que el nuevo reglamento debe obligar a los agentes inmobiliarios a estar inscritos en un registro oficial, disponer de un establecimiento abierto al público o una dirección física si prestan servicios por vía electrónica o telemática; acreditar la capacitación profesional de los agentes inmobiliarios o de los responsables de las agencias inmobiliarias; y a contratar un seguro de responsabilidad civil con vigencia permanente y retroactividad suficiente que permita responder de la actividad de intermediadora.

Además, quieren que se cree un distintivo y una placa de formato y características específicas para diferenciar y hacer reconocibles a los agentes y agencias inmobiliarias. Además, piden que quienes no tengan la titulación API deban superar un curso de 200 horas.