Actualizado 23/02/2011 22:15 CET

Denuncian una posible "detención ilegal" en Palma de un acusado por tráfico de drogas en libertad provisional

El abogado interpondrá una queja ante el Consejo General del Poder Judicial, así como una querella por prevaricación

PALMA DE MALLORCA, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El abogado Martí Cánaves ha censurado una posible "detención ilegal" en Palma de su cliente, Tjalling Ferdinand Nicolaas, de origen holandés, quien, a pesar de que se encontraba en libertad bajo fianza de 50.000 euros, acusado de un delito de tráfico de drogas, ha sido arrestado esta mañana y trasladado a la cárcel de la capital balear, por orden de la Audiencia Provincial de Palma, cuando el Juzgado le ha llamado para que se acercara a firmar el cambio de domicilio que había hecho en los últimos días.

En un escrito, el letrado señala que este arresto se ha producido, justo un día antes de que la Sección de Refuerzo de la Audiencia Provincial de Palma celebre una vista este jueves en la que se iba a decidir si mantenía en libertad provisional al acusado a la espera de la resolución del recurso de casación presentado ante el Tribunal Supremo por la sentencia que el pasado 26 de enero le condenó a nueve años de prisión, en el marco de la Operación Cacao.

Así, Cànaves recurrió la sentencia ante el Tribunal Supremo ante las "múltiples irregularidades" que, en su opinión, hubo en la actuación policial que concluyó con la detención de su cliente y el decomiso de diez kilos de MDMA y otros seis de pastillas.

A pesar de no conocer aún la sentencia firme del Tribunal Supremo, el letrado ha criticado que el presidente de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Palma Juan Pedro Yllanes "ha decidido poner fin a la libertad provisional unilateralmente y sin esperar a escuchar al Ministerio Fiscal", que se pronunciará este mismo jueves a las 10.00 horas en la citada vista.

Por ello, ha anunciado que piensa interponer una queja ante el Consejo General del Poder Judicial, así como una querella por prevaricación. En esta línea, considera que "existe un pacto en la Audiencia de Palma, lo que indica pacto entre los magistrados".

"Al parecer, la turbia detención se ha producido después de que el Juzgado le llamara para que se acercara a firmar el cambio de domicilio y, cuando ha llegado, ha sido detenido sin estar acompañado por su abogado, y se le ha recomendado que realizara los trámites de la detención con un abogado de oficio", ha explicado.

Así, ha apuntado que ha sido entonces cuando Tjalling ha solicitado hablar con su letrado particular y solicitar su presencia. Además, ha recordado que desde que fue puesto en libertad provisional en noviembre, cuando la Fiscalía consideró que no existía riesgo de fuga, "se acercaba a firmar al Juzgado cada semana, y tenía domicilio conocido en Palma".

Por ello, el abogado ha manifestado que esta decisión "repentina" del juez ha sorprendido esta mañana a Tjalling y a su familia, teniendo en cuenta que T.F.N se encuentra en "estricto tratamiento de desintoxicación y psicológico en el CAD de Magaluf", mientras que la familia había realizado donaciones en apoyo de proyectos en lucha contra las drogas por valor de 20.000 euros, al tiempo que se habían donado a la Guardia Civil una embarcación, una motocicleta y un vehículo para ser utilizados en la lucha contra el narcotráfico.

"Con todas estas premisas esperaban una rebaja de la pena, por colaboración con la justicia, ya que existen precedentes similares por cantidades muy inferiores de la propia Sección Segunda en un caso que se pagaron 60 euros de multa", ha asegurado el abogado, quien ha manifestado que "la arbitrariedad de la Sala clama al cielo".

Tras la comunicación del internamiento en prisión, Cànaves ha solicitado un Habeas Corpus por entender "totalmente injustificada la detención, pudiendo tratarse incluso de una detención ilegal".

"LA DETENCIÓN CARECE DE AMPARO LEGAL"

En su escrito, el abogado hace constar que "no se han respetado los derechos fundamentales y la detención carece de amparo legal", al tiempo que recuerda que su cliente "se encuentra desde hace meses en tratamiento psicológico y farmacológico, por lo que el reingreso en prisión sería crítico dado su estado psicológico".

Cànaves, con despacho en Barcelona, denuncia que no ha sido avisado hasta este miércoles sobre las 13.00 horas, cuando el detenido se ha negado a ser asistido por un abogado de oficio. El letrado afirma que "no existen razones para acordar la detención en prisión puesto que el Ministerio Público no lo ha solicitado", mientras que recuerda que su defendido "se encuentra bajo fianza de 50.000 euros por estar conforme con ello en su día la fiscalía, por mucho que le duela al ilustrísimo presidente de esta sala".

Precisamente, durante el pasado juicio, Cánaves acusó al juez de comportarse como el Ministerio Fiscal. Ahora piensa interponer una queja ante el Consejo General del Poder Judicial, así como una querella por prevaricación. El letrado afirma que existe un pacto en la audiencia de palma, lo que indica pacto entre los magistrados.