Empieza el tratamiento aéreo contra la plaga de lagarta peluda en once municipios de Mallorca

Empieza el tratamiento aéreo contra la plaga de lagarta peluda en puntos en once municipios de Mallorca
CAIB
Publicado 16/05/2019 12:03:48CET

PALMA DE MALLORCA, 16 May. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de control integral de la lagarta peluda 'Lymantria dispar' de la encina en Mallorca para el periodo 2019-2022 ha iniciado este jueves la fase de tratamiento aéreo en puntos concretos de once municipios de Mallorca.

En un comunicado emitido por la Conselleria de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca, se ha explicado que el producto fitosanitario que se aplicará es el 'Bacillus thuringiensis', en la variedad Kurstaki (BTK), que está expresamente autorizado para ser aplicado mediante la vía aérea.

Su principio activo es una bacteria naturalmente presente en la vegetación y en el suelo y su uso es compatible con la agricultura ecológica y es respetuoso con las abejas.

Como han añadido, la técnica de aplicación será en "volumen ultrabajo", que consiste en pulverizar el producto a una dosis de 1,5 a 3,5 litros por hectárea y los equipos aéreos irán dotados de tecnología DGPS, que les proporcionará ubicación de los encinares a tratar y registrará las rutas de paso y tratamiento.

La lagarta peluda es un insecto lepidóptero, que en fase larvaria se alimenta de hojas y brotes de encinas, principalmente, pero también de otros vegetales y puede provocar defoliaciones, debilitamiento, pérdida de la cubierta vegetal, pérdida de suelo y alteración de las cadenas tróficas de varias especies de la fauna autóctona y cambios en los procesos ecológicos de las superficies forestales afectadas, entre otros.

Cabe recordar que la fase de tratamiento terrestre de este Plan integral empezó el pasado día 25 de abril y que todavía no ha finalizado. Hasta el día 10 de mayo, se trataron 16 parcelas en la localidad de Costitx, 14 en Llubí y 7 en Inca.

Desde la Conselleria han informado de que los ayuntamientos implicados son los de Sencelles, Lloret, Sant Joan, Sineu, Costitx, Inca, Llubí, Muro, Búger, Esporles y Valldemossa.

En este sentido, han explicado que éstos han solicitado y autorizado por escrito la actuación al Servicio de Sanidad Forestal de la Dirección General de Espacios Naturales y Biodiversidad.

Sin embargo, los otros dos municipios afectados por la plaga, Bunyola y Santa Maria, han pedido que no se actuara por vía aérea porque consideran que "para la afectación que tienen registrada no merece la pena el esfuerzo".

Contador

Para leer más