Abbas afirma que los últimos ataques son "un levantamiento popular justificado"

Actualizado 15/12/2015 7:15:52 CET
Enfrentamientos en Hebrón (Cisjordania)
AMMAR AWAD / REUTERS

MADRID, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, ha afirmado este lunes que los ataques perpetrados en los últimos meses por palestinos son "un levantamiento popular justificado", en el mismo día en el que una encuesta ha revelado que el 66 por ciento de los palestinos apoyan estas tácticas.

"Estamos comprometidos con defender nuestros derechos y no los pondremos en peligro, sean cuales sean las circunstancias", ha apuntado el mandatario palestino, según ha informado la agencia oficial palestina, WAFA.

En su discurso, Abbas ha resaltado que los ataques "son causados por la desesperación que siente la nueva generación, que siente que no avanza la solución basada en dos estados, que progresan los asentamientos y el muro, así como los ataques israelíes contra la Mezquita de Al Aqsa".

Por ello, ha reclamado un regreso a la mesa de negociaciones con Israel, si bien ha subrayado que Tel Aviv "debe cumplir los acuerdos existentes" para dar ese paso.

Entre las condiciones ha enumerado el fin de la expansión de los asentamientos y de los ataques por parte de colonos contra ciudadanos y lugares religiosos, así como el establecimiento de una fecha límite para la creación de un Estado palestino.

Por su parte, el portavoz del Gobierno israelí, Mark Regev, ha criticado los comentarios de Abbas, argumentando que "nunca puede haber justificación a ataques sin sentido como los registrados este lunes", tal y como ha recogido el diario israelí 'Yedioth Ahronoth'.

Regev se ha referido así al atropello intencionado registrado durante la jornada en Jerusalén, donde once personas han resultado heridas después de que un palestino empotrara su vehículo contra una parada de autobús. El conductor ha muerto tiroteado inmediatamente después.

En respuesta, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha ordenado este lunes "fortificar" 300 paradas de autobús en Jerusalén, para intentar reducir el impacto de este tipo de ataques.

La decisión implica que se instalarán bloques de cemento en los alrededores de las paradas para evitar que un vehículo pueda impactar contra ellas. A finales de diciembre se tomaron medidas similares en varias paradas de trolebús en la ciudad.

RESULTADOS DEL SONDEO

Por otra parte, un sondeo publicado por el Centro Palestino de Investigación Política (PSR) ha revelado este mismo lunes que dos tercios de los palestinos apoyan la actual ola de ataques --si bien un 75 por ciento se opone a la participación de niñas adolescentes en los mismos--, con la mitad de los encuestados considerando que podría derivar en una intifada armada.

El organismo ha apuntado que la encuesta revela además que dos tercios de los palestinos consideran que, de darse, esta intifada "beneficiaría a los intereses nacionales palestinos de una forma en la que las negociaciones no lograrían hacerlo".

A nivel político, cerca del 66 por ciento de los encuestados ha reclamado la dimisión de Abbas y apoya el fin de los Acuerdos de Oslo, poniendo en duda que el mandatario palestino vaya a cumplir su amenaza en este sentido.

El PSR ha indicado además que existe una disminución de los apoyos a la solución basada en dos estados, siendo los jóvenes de entre 18 y 22 años de edad los que más apoyan la intifada armada y los ataques y los que menos apoyan la vía de los dos estados para acabar con el conflicto.

En este sentido, unos dos tercios de los encuestados creen que esta solución no es viable debido a la expansión de los asentamientos judíos, mientras que tres cuartos creen que las posibilidades de establecer un Estado palestino en los próximos cinco años son "escasas o inexistentes".

Por último, el organismo ha señalado que, si las elecciones se celebraran hoy, el candidato del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) conseguiría una "victoria clara" ante Abbas. En el caso de unas parlamentarias, Hamás y Al Fatá lograrían dos tercios de los votos, un tercio cada uno.

BALANCE DE VÍCTIMAS

Los últimos apuñalamientos, atropellos y ataques protagonizados por palestinos han acabado con la vida de 19 israelíes y un estadounidense desde octubre de 2015. Las fuerzas de seguridad israelíes han matado a al menos 109 palestinos, a los que el Ejército ha descrito como atacantes.

Muchos palestinos están frustrados por el fracaso de las conversaciones de paz con Israel y por los 48 años de ocupación en Cisjordania. Algunos de ellos simpatizan con los llamamientos de Hamás a la destrucción de Israel.

La campaña de ataques también se ha visto influida por el rechazo de los musulmanes al creciente acceso de israelíes al complejo de la Explanada de las Mezquitas en Jerusalén.

Para leer más