Detenidos en Kuwait 15 activistas bidún por organizar una sentada cerca de la capital

Publicado 19/07/2019 23:15:05CET
El emir de Kuwait Sabá al Ahmad al Jaber al Sabá
El emir de Kuwait Sabá al Ahmad al Jaber al SabáMUHAMMAD HAMED/REUTERS - Archivo

MADRID, 19 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Kuwait han detenido durante la última semana a 15 miembros de la comunidad apátrida bidún por organizar una sentada en una localidad cercana a la capital, Kuwait, según ha denunciado este viernes Human Rights Watch (HRW).

La organización no gubernamental ha señalado que las detenciones han tenido lugar después de la organización de una sentada en la plaza Libertad de la ciudad de Al Jahra en respuesta al suicidio de un hombre al que se le negó la documentación.

El fallecido, Ayed Hamad Mudaz, de 20 años, se suicidó el 7 de julio tras serle negada la documentación civil, necesaria para acceder a los servicios públicos, estudiar y trabajar.

"Las autoridades kuwaitíes deberían liberar inmediatamente a los activistas bidún detenidos, que abogan pacíficamente por sus derechos fundamentales", ha dicho el subdirector de HRW para Oriente Próximo, Michael Page.

"El Gobierno kuwaití tiene que resolver de forma justa el prolongado problema de los ciudadanos apátridas en Kuwait en lugar de intentar silenciarles", ha sostenido. En el país residen entre 88.000 y 106.000 personas apátridas que reclaman la ciudadanía.

Si bien en un primer momento se les permitió registrarse para obtenerla, las autoridades derivaron posteriormente las peticiones a una serie de comités que han evitado pronunciarse, prolongando su situación. La legislación prohíbe además a los no kuwaitíes manifestarse.

Las detenciones tuvieron lugar antes del inicio de la sentada y entre los activistas detenidos figura Abdulhakim al Fadhli, uno de los más importantes del país. Las autoridades incautaron además los teléfonos y ordenadores de su familia.

La ONG Centro del Golfo para los Derechos Humanos (GC4HR) ha denunciado que el activista ha sido agredido bajo custodia en la comisaría en Taima y que no se le permitió denunciar la situación.

Los detenidos están imputados por difundir noticias falsas, causar daño a países aliados, unirse a un grupo que pide la destrucción de los sistemas básicos del país, hacer llamamientos a atacar los intereses nacionales, convocar protestas y participar en protestas.

HRW ha destacado que todas las detenciones tuvieron lugar en las residencias de los activistas, sin que se produjeran arrestos durante la sentada en Al Jahra. El periodo de detención ha sido extendido hasta el 21 de julio.

Para leer más