Publicado 13/03/2021 23:25CET

Disturbios entre policía y manifestantes durante la vigilia en recuerdo de Everard, asesinada por un agente

Vigilia por la joven Sarah Everard, secuestrada y asesinada por un policía en Londres
Vigilia por la joven Sarah Everard, secuestrada y asesinada por un policía en Londres - Ben Birchall/PA Wire/dpa

MADRID, 13 Mar. (EUROPA PRESS) -

Políticos de todo el espectro británico han criticado la intervención de las fuerzas de seguridad durante la vigilia por la joven Sarah Everard, asesinada por un policía, en la que se han producido disturbios entre manifestantes y agentes.

La vigilia por Everard fue desconvocada tras advertir la Policía de que supondría una infracción de las restricciones impuestas para evitar contagios de coronavirus. La propia organización convocante, Reclama Estas Calles, anunció la anulación del acto.

Pese a ello, cientos de personas se reunieron en el parque de Clapham Common, en el sur de Londres, e incluso estuvo presente la Catalina de Cambridge, esposa del príncipe heredero británico, Guillermo.

Sin embargo, en un momento dado los asistentes mostraron su ira y protestaron por lo ocurrido, lo que derivó en altercados con la Policía, que intentó disolver la concentración.

El líder de la oposición, el laborista Keir Starmer, ha calificado de "profundamente perturbadoras" las imágenes difundidas de policías llevándose por la fuerza a mujeres participantes. "Las mujeres querían rendir homenaje a Sarah Everard. Deberían de haber podido hacerlo pacíficamente. Comparto su ira y malestar por la gestión que se ha hecho", ha argumentado.

También el líder del Partido Liberal Demócrata, Ed Davey, ha criticado la "terrible" intervención policial que "causó daños y heridas". "Hay millones de mujeres enfadadas y con pena por el horrible asesinato de Sarah Everard. Los millones de actos de agresión que sufren las muejeres a diario es el motivo de esta vigilia", ha indicado.

El diputado conservador Steve Baker ha criticado la escena "atroz". "Hay que cambiar la ley de confinamiento ya, Boris Johnson", ha argumentado.

Everard desapareció cuando regresaba a su casa, hacia las 21.00 del miércoles 3 de marzo, después de visitar a unas amigas en el barrio de Clapham, en el sur de Londres. Su cuerpo fue localizado una semana después en una zona arbolada del condado de Kent, en el suroeste del país, y donde fue detenido el agente sospechoso, Wayne Couzens. Los restos mortales fueron identificados el viernes.

Para leer más