Las drogas se cobran la vida de casi 200.000 personas al año en todo el mundo, según la ONU

Actualizado 26/06/2015 14:34:28 CET

Más de 32 millones de personas consumen algún tipo de opiáceo, cuya producción mundial está a punto de batir un récord histórico

   MADRID, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Casi 200.000 personas murieron en 2013 por consumo de drogas y 243 millones han consumido , según un informe de Naciones Unidas publicado este viernes que describe un importante crecimiento en la producción de opiáceos, consumidos por 32 millones de personas en todo el mundo gracias a un crecimiento del mercado de opio, que se acerca a los niveles históricos registrados a principios del siglo XX.

   El informe, publicado por la Oficina de Naciones Unidas sobre las Drogas y el Crimen (UNODC) con estimaciones procedentes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Banco Mundial, indica que en torno a un millón y medio de usuarios de drogas inyectables son seropositivos y marca una división entre sexos: las drogas preferidas de los hombres son el cannabis, la cocaína y las anfetaminas mientras que las mujeres suelen elegir los opiáceos recetados y los tranquilizantes.

   En total, unos 246 millones de personas han consumido alguna droga ilícita en 2013 y cerca de 27 de millones descritas como "usuarios problemáticos". Un millón y medio de consumidores de drogas inyectables son seropositivos.

   Existen además problemas de acceso a tratamiento --uno de cada seis drogodependientes no puede recibir atención-- especialmente notorio en el caso de las mujeres. "Uno de cada tres consumidores de drogas es una mujer, pero solo una quinta parte de los drogodependientes en tratamiento son mujeres", ha apuntado el director ejecutivo de la UNODC, Yuri Fedotov.

   El alto funcionario de Naciones Unidas reconoce que, si bien las cifras del informe parecen apuntar cierta estabilización en cuanto al consumo de drogas y a las muertes que estas provocan en todo el mundo, "es necesario invertir en soluciones a largo plazo porque no existe un remedio sencillo ni fácil para solucionar la dependencia de las drogas".

CASI 200.000 MUERTOS EN 2013

   En torno a 187.000 personas murieron en 2013 por consumo de drogas a pesar de que el consumo de opiáceos parece haberse estabilizado y que el uso de la cocaína ha disminuido --de hecho, el cultivo de la hoja de coca ha descendido hasta su nivel más bajo desde la pasada década de los 90--.

   Sin embargo, se trata de un número de fallecidos que "todavía es inaceptablemente alto", en palabras de Fedotov, y no hay manera de detener el incremento de la producción de opio, actualmente estimada en 7.500 toneladas --niveles cercanos a la década de los años 30--, y que ha crecido en proporción a los avances de la insurgencia talibán en Afganistán, el primer productor del mundo.

   Si bien las incautaciones mundiales de morfina ilegal han descendido un 26 por ciento de 2012 a 2013, no ha sucedido lo mismo con las apropiaciones de heroína, que han aumentado un ocho por ciento durante el mismo periodo de tiempo.

   Volviendo a los usuarios, la UNODC detecta un importante número de descensos en el número de consumidores de drogas inyectables afectados por el VIH, desde 111.000 a 98.000 en el plazo desde 2010 a 2013. No obstante, la organización recuerda que, debido al alto número de factores de riesgo --como el contagio hepatitis C-- , la cifra de fallecidos por las jeringuillas es hasta 15 veces mayor que el resto de la población de consumidores.

CAMBIOS DE RUTA

   El informe detecta un cambio en las rutas tradicionales de tráfico de drogas, en especial las procedentes de Afganistán. "Recientes incautaciones apuntan que cada vez es más común que la heroína afgana sea introducida de contrabando a través del Índico al este y el sur de Áfric para llegar a nuevos mercados. Mientras, el este de Europa parece haberse convertido en una "zona de tránsito emergente" para el tráfico de cocana.

   Lo que no cambia es la importancia del tráfico marítimo, que no es el método más utilizado pero es el más destacado por volumen. Las fuerzas antidroga suelen incautarse de una media de 365 kilos de narcóticos por cada operación exitosa; es una cantidad tres veces superior a la que podría resultar de una redada en tierra --la media de kilos incautados es de 107 kilos-- o aire --10 kilos--.

   Los datos recabados confirman que las metanfetaminas dominan el mercado global de drogas sintéticas y su avance parece inexorable en el este y el sur de Asia. Las incautaciones de los llamados "estimulantes anfetamíncos o ATS (como el éxtasis) han aumentado hasta las 144 toneladas anuales.

FALTA DE DINERO PARA EL 'DESARROLLO ALTERNATIVO'

   Naciones Unidas ha lamentado la escasa predisposición de los donantes internacionales para financiar la estrategia llamada "Desarrollo Alternativo" y que busca desarrollar fuentes alternativas de ingresos para los agricultores que viven del cultivo de drogas.

   "La legalización de productos, posesión de tierras y gestión sostenible de las mismas son factores cruciales para que esta clase de intervenciones, probadas gracias a 40 años de experiencia, tengan éxito. Lamentablemente, el respaldo casi unánime a esta iniciativa no se ha visto correspondido por la financiación", ha lamentado Fedotov.

Para leer más