29 de febrero de 2020
 
Actualizado 13/02/2020 21:18:56 CET

El Ejército de Malí regresa a Kidal por primera vez desde su salida en 2014

Soldados del Ejército de Malí
Soldados del Ejército de Malí - FUERZAS ARMADAS DE MALÍ (TWITTER @FAMA_DIRPA)

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El Ejército de Malí ha regresado este jueves a Kidal, la ciudad del norte del país que abandonó en 2014 en el marco de la ofensiva de los grupos separatistas tuaregs lanzada en 2012 y que posteriormente fue 'secuestrada' por los grupos islamistas.

Las Fuerzas Armadas malienses han publicado un comunicado en su página web titulado 'Al fin en Kidal' y han confirmado que "tras una larga marcha de tres días entre Gao y Kidal, el batallón reconstituido pisa el suelo de la octava región de Malí".

"Mucha saliva y tinta se derramó para ver este 13 de febrero de 2020", han señalado, antes de agregar que "el contingente ha sido recibido por las autoridades locales".

Por otra parte, ha resaltado que durante el "largo" recorrido entre Gao y Kidal "no se ha registrado ningún incidente que haya perturbado la tranquilidad" de los miembros del contingente. Así, el comandante Mamadou Keita, jefe del batallón, se ha mostrado "sereno" y "confiado" ante la misión.

"Llegada del Ejército reconstituido a Kidal: un gran avance en la aplicación del Acuerdo de Paz", ha celebrado la Misión de la ONU en Malí (MINUSMA). "Los soldados del Ejército reconstituido acaban de llegar a la ciudad de Kidal y a su base, donde comienza su instalación", ha precisado en un mensaje en Twitter.

En un comunicado posterior, el jefe de la MINUSMA, Mahamat Saleh Annadif, ha mostrado su "satisfacción" y ha resaltado que se trata de "un gran avance en la aplicación del Acuerdo de Paz".

"Traslado igualmente mis felicitaciones a los responsables de la MINUSMA que no han escatimado esfuerzos para que este redespliegue tenga lugar en las mejores condiciones", ha señalado.

Por último, ha subrayado que "el camino que queda por recorrido es largo y los desafíos son numerosos, pero con esta determinación y confianza, en el marco de la dinámica insuflada por el diálogo nacional inclusivo, el proceso hacia la paz conocerá otros éxitos".

El lunes, las Fuerzas Armadas malienses (FAMa) habían anunciado que sus efectivos habían partido desde la ciudad de Gao con destino a Kidal mientras que el presidente del país, Ibrahim Boubacar Keita, había confirmado que su llegada estaba prevista para el viernes.

ACUERDO DE ARGEL

La vuelta del Ejército a Kidal se enmarca en el Acuerdo de Argel de 2015 firmado entre el Gobierno y los grupos separatistas tuareg, en virtud del cual estos pasaron a formar parte de las fuerzas armadas, que son las que ahora se despliegan en la emblemática ciudad.

Durante la ceremonia que tuvo lugar el lunes en Gao, el jefe del Estado Mayor del Ejército, general Abdoulaye Coulibaly, puso en valor que el batallón que se desplegará en Kidal está integrado por miembros del Ejército regular, así como integrantes de la Coordinadora de Movimientos del Azawad (CMA) y la Plataforma, una coalición de milicias progubernamentales.

"El pueblo maliense cuenta con vosotros", les dijo Coulibaly a los algo más de 420 efectivos que se iban a desplegar en Kidal, según la agencia estatal AMAP.

Los grupos firmantes del acuerdo de paz han indicado que el despliegue del Ejército reconstituido en el marco de un acuerdo de reintegración de las fuerzas rebeldes tendrá lugar de forma progresiva.

"Esta llegada del Ejército reconstituido a Kidal es fruto de los esfuerzos ejercidos para el retorno de la estabilidad", ha dicho Attaye Ag Mohamed, portavoz de la CMA, tal y como ha recogido el portal maliense de noticias Studio Tamani.

El acuerdo alcanzado en 2015 --firmado por la CMA y la Plataforma-- contempla un alto el fuego y propone dotar de más competencias a la parte septentrional de Malí, la creación de una fuerza de seguridad regional y un plan de desarrollo.

Contador

Para leer más