Un grupo de manifestantes en Indonesia incendian un edificio del Ayuntamiento de Papúa

Actualizado 19/08/2019 6:35:50 CET

YAKARTA, 19 Ago. (Reuters/EP) -

Un grupo de manifestantes en la provincia de Papúa, la más oriental de Indonesia, ha quemado un edificio del Ayuntamiento local, durante unas protestas contra la reciente detención de decenas de estudiantes de la región en Surabaya, Java Oriental, por doblar un asta de la bandera del país durante la celebración del Día de la Independencia de Indonesia el 17 de agosto.

La Policía disparó gas lacrimógeno antes de arrestar a 43 personas, y los agentes llamaron a los estudiantes "monos" durante la operación, según ha señalado Albert Mungguar, uno de los activistas, en una rueda de prensa que ha tenido lugar este domingo.

Varias horas después, los manifestantes han incendiado un edificio del Parlamento local y han bloqueado las calles de la capital provincial de Papúa Occidental, Manokwari, quemando neumáticos y ramas de árboles, según ha indicado el vicegobernador Mohamad Lakotani.

"El centro de la ciudad, el mercado, el puerto están junto al edificio del Parlamento, así como los centros comerciales. Todo está afectado. Prácticamente, la ciudad entera no está funcionando, por no decir que está completamente paralizada", ha reconocido Lakotani a la cadena de televisión Kompas.

Por su parte, el gobernador de Papúa, Lukas Enembe, ha explicado que los ciudadanos de la ciudad estaban enfadados por "las palabras extremadamente racistas de la población de Java Oriental, la Policía y el Ejército", según la emisora TVone.

El portavoz de la Policía nacional, Dedi Prasetyo, ha anunciado que el personal de seguridad está tratando calmar la situación. "Las negociaciones y la comunicación están en curso. En general, la situación está bajo control", ha aclarado Prasetyo.

En la ciudad de Jayapura, la capital de la provincia de Papúa, también se está llevando a cabo una protesta pacífica de unas 500 personas, según ha informado Ahmad Kamal, portavoz de la Policía de Papúa.

Papúa, que se encuentra en la parte occidental de la isla de Nueva Guinea, rica en recursos, ha sido escenario de un violento conflicto separatista desde que la antigua colonia holandesa fue incorporada a Indonesia tras un referéndum apoyado por la ONU en 1969, muy criticado.

Para leer más