El primer ministro japonés, Fumio Kishida.
El primer ministro japonés, Fumio Kishida. - Pool/ZUMA Press Wire/dpa
Actualizado: lunes, 27 junio 2022 15:23

Sigue en directo las últimas noticias sobre la guerra en Ucrania

Tokio destinará 189 millones de euros en ayudas para abordar la crisis alimentaria

El embajador ruso en Japón condena la "política hostil" del país asiático

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

El primer ministro de Japón, Fumio Kishida, ha anunciado un nuevo paquete de sanciones contra Rusia por la invasión de Ucrania que incluye, entre otras restricciones, la prohibición a las exportaciones de oro procedente del territorio ruso.

El mandatario, que reunió el domingo con el resto de líderes del G7 en Alemania, ha lamentado que algunas organizaciones e instituciones, como el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, no han sido capaces de atajar la situación de forma eficiente.

Kishida ha matizado que las nuevas sanciones afectan a otros 70 individuos, así como las exportaciones de unas 90 organizaciones relacionadas con la defensa, según informaciones recogidas por la cadena de televisión NHK.

Asimismo, ha resaltado que la situación en Ucrania pone al mundo "en una encrucijada" y ha expresado que Japón rechaza cualquier "cambio del 'statu quo' que se lleve a cabo mediante la fuerza", como la invasión de Ucrania.

Por ello, ha expresado su compromiso con el fortalecimiento del orden internacional en base al Estado de Derecho y ha manifestado que otros países no deben "equivocarse a la hora de entender cuáles son las lecciones que se desprenden de la crisis ucraniana".

Kishida ha mencionado, a su vez, una serie de intrusiones por parte de buques chinos en las aguas de Japón y ha criticado el desarrollo de instalaciones energéticas en el mar de China Meridional.

Por otra parte, ha destacado la importancia de la paz y la estabilidad en el estrecho de Taiwán y ha dicho tener esperanza en que se produzca una mayor cooperación en la región del Indo-Pacífico.

CRISIS ALIMENTARIA

Kishida ha anunciado, además, que el país tiene previsto destinar 200 millones de dólares (unos 189 millones de euros) en ayudas para abordar la crisis alimentaria provocada por la invasión de Ucrania.

Varios altos cargos estiman que estos fondos sean utilizados para construir, principalmente, graneros y almacenes en Ucrania, cuyas exportaciones se han visto obstaculizadas debido al bloqueo de los puertos por parte de Rusia en la zona del mar Negro.

Estas ayudas, no obstante, también afectarán a países de Oriente Próximo y África, que se están viendo gravemente afectados por el aumento de los precios de los alimentos. Al mismo tiempo, Tokio estudia ofrecer asistencia humanitaria adicional al país.

RUSIA CONDENA LA "POLÍTICA HOSTIL" DE JAPÓN

El embajador de Rusia en Japón, Mijail Galuzin, ha condenado lo que considera una "política hostil" por parte de Japón y ha asegurado que las medidas tomadas por Tokio "no quedarán sin respuesta".

"El nuevo paquete de sanciones insensatas y condenadas al fracaso anunciadas por el Gobierno de Japón contra Rusia, demuestra la intención de Tokio de seguir destruyendo todos los avances positivos de las relaciones ruso-niponas cosechados durante muchos años gracias a los esfuerzos de las dos partes", ha indicado el embajador en un comunicado.

Asimismo, ha señalado que esta política "poco perspicaz daña al propio Japón, especialmente a sus círculos empresariales, en un momento complicado para la economía mundial".

"Este aumento de la hostilidad se tendrá en cuenta y no quedará sin respuesta por nuestra parte. El Gobierno japonés es el que ha optado por esta medida y sobre él recaerán todas las consecuencias", ha aseverado.

Más noticias

Leer más acerca de: