May aplaza la votación del acuerdo del Brexit en la Cámara de los Comunes

Theresa May
REUTERS / TOBY MELVILLE
Actualizado 10/12/2018 14:35:02 CET

LONDRES, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, ha aplazado la votación que iba a celebrarse este martes en la Cámara de los Comunes sobre el Acuerdo de Retirada de la Unión Europea, en la que 'a priori' no contaba con los respaldos suficientes para sacar adelante su plan.

Horas después de que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) sentenciase que Reino Unido tiene derecho a parar el Brexit de forma unilateral, sin consenso con los otros 27 Estados miembro del bloque, May ha hablado de urgencia con su gabinete.

Aunque la 'premier' siempre había defendido que seguiría adelante con el actual proceso, según el cual Reino Unido saldrá de la UE el 29 de marzo de 2019, finalmente ha confirmado que no habrá votación parlamentaria el martes sobre el acuerdo pactado con el resto de socios comunitarios, según fuentes consultadas por medios como la BBC, 'The Guardian' o el 'Financial Times'.

Este mismo lunes, una portavoz de Downing Street aseguró que la votación tendría lugar como estaba previsto e incluso apuntó que May aún confiaba en ganar esta cita clave. En este sentido, alegó que el fallo del TUE no implicaa ningún cambio en la posición del Gobierno británico en relación al Artículo 50, cuya activación dio origen al proceso en marcha.

LA "COBARDÍA" DEL GOBIERNO

El líder del Partido Laborista de Reino Unido, Jeremy Corbyn, ha considerado que "el Gobierno ha decidido que el acuerdo del Brexit de Theresa May es tan desastroso que ha tomado la medida desesperada de retrasar su propia votación en el último momento".

"No tenemos un Gobierno que funcione", ha añadido el principal líder de la oposición, que ha defendido en cambio el "plan alternativo" de los laboristas para negociar un nuevo acuerdo que anteponga el empleo, a pesar de que la Comisión Europea ha dado por cerrado el proceso de diálogo.

La ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, ha advertido de que "si los rumores del retraso (de la votación) son correctos", sería una "cobardía patética" por parte de la 'premier' y de su Gobierno. A su juicio, es "la prueba definitiva" de que los intereses del Partido Conservador --en una "guerra civil"-- están por encima de los de los ciudadanos.

"El acuerdo de la primera ministra debería ser presentado inmediatamente ante la Cámara de los Comunes, para que se pueda tumbar y podamos reemplazar el caos 'tory' con una solución que proteja el empleo, el nivel de vida y el lugar de Escocia en Europa", ha reclamado en un comunicado.

El Partido Unionista Democrático (DUP), aliado de los conservadores en la Cámara de los Comunes, también se ha desmarcado de los últimos movimientos del Gobierno y ha emplazado a May a renegociar el acuerdo o a dejar paso a alguien diferente que "deje claro que (Reino Unido) está preparado para irse", en palabras del 'número dos' de la formación, Nigel Dodds.

"Si alguien necesita una lección o demostración de cómo no se debe negociar, que mire el desastre de hoy", ha afirmado Dodds en una entrevista a la radiotelevisión pública, BBC.