Muere uno de los manifestantes heridos durante las protestas del fin de semana contra el presidente de Togo

Seguidores de la oposición de Togo
REUTERS / STRINGER .
Actualizado 05/12/2017 4:08:26 CET

MADRID, 5 Dic. (EUROPA PRESS) -

Al menos una de las personas heridas durante el fin de semana en el marco de las manifestaciones en Togo contra el presidente del país, Faure Gnassingbé, ha muerto este lunes en el hospital, según ha informado el portal local de noticias Togotribune.

La víctima ingresó en un hospital de la capital, Lomé, tras resultar herida en los enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes en el barrio de Adéwui.

De esta forma, ascienden a 17 los muertos desde el inicio en agosto de las manifestaciones para reclamar la salida del poder de Gnassingbé, que en ocasiones han derivado en disturbios.

Este mismo lunes, el líder de la opositora Alianza Nacional para el Cambio, Jean-Pierre Fabré, ha recalcado que "a pesar de las cifras del Gobierno, la movilización va 'in crescendo'".

El país atraviesa una profunda crisis, tras meses de protestas multitudinarias reclamando la dimisión de Gnassingbé, quien ya está en su tercer mandato.

Estas protestas llevaron al Gobierno a presentar a principios de septiembre ante el Parlamento un borrador de ley sobre una reforma constitucional similar a la rechazada hace dos años por el Parlamento, dominado por el partido gubernamental.

Las reformas constitucionales serán decididas en referéndum, después de que el Parlamento no lograra aprobar el 19 de septiembre el paquete de medidas, en medio del boicot de la oposición.

La oposición boicoteó la votación debido a que el proyecto de ley --que limita a dos mandatos de cinco años el periodo en el que puede estar en el cargo el presidente-- parece no afectar a Gnassingbé.

Gnassingbé lleva en el poder desde 2005, tras la muerte de su padre Gnassingbe Eyadema, quien estuvo al frente del país durante 38 años.

Las tensiones aumentaron a mediados de octubre tras la detención en Sokodé del imam Djobo Alassane Mohamed, cercano al presidente del Partido Nacional Panafricanista (PNP), Tikpi Salifou Atchadam. Desde entonces han muerto al menos 16 personas.