Un obispo de Nueva Zelanda renuncia tras una denuncia de una mujer por "comportamiento inaceptable de naturaleza sexual"

Publicado 05/10/2019 7:12:47CET

MELBOURNE, 5 Oct. (Reuters/EP) -

Un obispo católico de Nueva Zelanda ha renunciado después de que un miembro de la Iglesia investigara la denuncia de una mujer en su contra por "comportamiento inaceptable de naturaleza sexual", según ha informado un alto cargo de la Iglesia.

El Papa Francisco ha aceptado la renuncia del obispo Charles Drennan de Palmerston Norte, según ha señalado en un comunicado el cardenal John Dew, arzobispo de Nueva Zelanda.

"El obispo Drennan presentó su renuncia al Papa Francisco después de una investigación sobre una denuncia de comportamiento inaceptable de naturaleza sexual", ha señalado el comunicado, publicado en la página web de la Conferencia Episcopal Católica de Nueva Zelanda.

El organismo de investigación independiente de la Iglesia de Nueva Zelanda, la Oficina Nacional de Normas Profesionales (NOPS, según sus siglas en inglés), ha llevado a cabo la investigación.

"A los ojos de la Iglesia católica, el comportamiento del obispo Drennan era completamente inaceptable y apoya completamente a la joven por venir a NOPS", ha aseverado Dew.

Los sacerdotes católicos hacen un voto de celibato, aunque la Iglesia se ha visto envuelta en una crisis de abuso sexual en todo el mundo.

Drennan, nombrado en 2012 obispo de Palmerston Norte, nació en la ciudad neozelandesa de Christchurch en 1960 y fue ordenado sacerdote en 1996, según muestra su biografía en la página web de la diócesis.

En el comunicado, Dew ha afirmado que la mujer, que quería que los detalles de su denuncia no salieran a la luz, ha sido informada de la renuncia.

"La Iglesia católica no tolera ningún comportamiento inapropiado por parte de ninguno de sus miembros", ha aseverado el comunicado citando a Dew, quien ha instado a cualquiera que haya experimentado tal comportamiento a notificar a la Iglesia, Policía u otras autoridades.

Contador

Para leer más