Los países el Este piden el control de las fronteras externas y una política de retorno más eficaz

Actualizado 24/09/2015 8:44:09 CET
Angela Merkel
ERIC VIDAL / REUTERS

BRUSELAS, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

Los países centroeuropeos que confirman el grupo de Visegrado --Hungría, Polonia, República Checa, y Eslovaquia-- han reclamado "garantizar un control y protección eficaz de las fronteras externas de la UE" y "una política de retorno más eficaz, acompañada con acuerdos de readmisión con países clave" entre las medidas prioritarias a promover "en los próximos meses" para atajar la crisis de refugiados.

También han reclamado la adopción "rápida" de una lista común de la UE de países de origen seguros, según recoge el documento que han remitido los cuatro países durante la cumbre europea este miércoles, al que ha tenido acceso Europa Press.

Los países del grupo Visegrado, los que han sido más reacios a aceptar un sistema de cuotas obligatorio para el reparto de refugiados aunque Polonia finalmente fue el único de los cuatro que no votó en contra, también han defendido la necesidad de poner en marcha "rápidamente" los llamados 'hot spots' operativos, los grupos de expertos europeos que deben ayudar a registrar, identificar y a tomar las huellas de las personas que llegan a los países más afectados por la crisis.

La Comisión Europea confía en que los hot spots estén operativos en Italia y Grecia lo antes posibles ya que son condición previa para poder comenzar a reubicar a refugiados desde estos países a otros, aunque el primer ministro griego, Alexis Tsipras, ha denunciado ante sus homólogos durante la cumbre que "los centros de recepción son contrarios a los Derechos Humanos", según han explicado fuentes diplomáticas.

Los cuatro países centroeuropeos han defendido ante sus homólogos también la necesidad de condicionar ayudas a terceros países de origen y tránsito al pedir "una asistencia más eficaz y dirigida, incluido a través de la condicionalidad, a países de origen y tránsito con el objetivo de combatir las causas en la raíz de la inmigración".

También han reclamado "reforzar la lucha contra el crimen organizado y el tráfico" humano y una mayor implicación para tratar de resolver los conflictos en Libia, Siria y Oriente Próximo.

"Una gestión eficaz de las causas en la raíz de los flujos de la inmigración deben ser el trampolín de un enfoque de la UE para la situación actual", han subrayado los cuatro países, que han instado al Ejecutivo comunitario a presentar "una hoja de ruta detallada y realista" y a "movilizar todos los recursos relevantes", dejando claro que están dispuestos a contribuir "adecuadamente" a la ejecución de estos objetivos.

Para leer más