Pakistán advierte de que no permitirá que ninguna ONG trabaje "en contra" del país

Publicado 13/06/2015 3:15:55CET

MADRID, 13 Jun. (EUROPA PRESS) -

El ministerio del Interior paquistaní, Chaudhry Nisar Ali Khan, ha advertido de que su Gobierno no permitirá que ninguna ONG que trabaje "en contra" de los intereses nacionales continúe en el país, tras el cierre esta semana de la sede de Save the Children y la expulsión de su personal.

Khan ha afirmado que algunas ONG están desempeñando funciones fuera de su ámbito y que deberán ser revisadas por las autoridades. "Aprobamos un plan el año pasado para regular el funcionamiento de las ONG en el país", ha explicado".

El ministro ha explicado que el Gobierno ha estado recibiendo informes de Inteligencia sobre las actividades de estas organizaciones "durante muchos años" pero que hasta ahora no había emprendido ninguna acción, según ha recogido el diario 'Dawn'.

Khan ha afirmado que las centenares de ONG con sede en Pakistán han estado funcionando en el país "sin ningún código de conducta, ley o agenda". "No queremos prohibir ninguna ONG pero queremos obligarles a trabajar bajo unos estatutos", ha asegurado.

El ministro también ha aprovechado su discurso para instar a todos los gobiernos y organizaciones internacionales a respetar las leyes de Pakistán, advirtiendo de que no se someterá a ningún tipo de presión por parte de la comunidad internacional ante este tema.

En este sentido, Khan ha asegurado que el Gobierno recibirá a todas las ONG que trabajen "de acuerdo" a la ley y facilitará su trabajo. El ministro ha elogiado el trabajo de estas organizaciones y ha indicado que no deben ser consideradas en este grupo.

"Apoyaremos a aquellas ONG que estén haciendo un buen trabajo. Pero no podemos permitir que ONH antiestatales trabajen bajo el paraguas de las buenas ONG", ha afirmado el ministro.

Estas declaraciones se producen tras la orden emitida por el Gobierno contra Save the Children, que ha tenido que cerrar su sede en el país y su personal abandonará el país en un plazo máximo de quince días.

Las autoridades justificaron esta decisión denunciando que la organización estaba llevando a cabo "actividades antipaquistaníes". Save the Children no es la primera ONG obligada a abandonar Pakistán.

Para leer más