La Policía israelí irrumpe en las sedes de las autoridades palestinas en Jerusalén Este

Imagen de Jerusalén
GETTY IMAGES/ISTOCKPHOTO / UNKNOWN - Archivo
Actualizado 04/11/2018 21:54:40 CET

Detenidos el gobernador palestino de Jerusalén y un alto cargo de la Inteligencia palestina

La redada ocurre tras de la detención, por parte de la Autoridad Palestina, de un hombre que vendía terrenos a judíos en Jerusalén Este

JERUSALÉN, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

Al menos cinco palestinos han resultado heridos después de una redada protagonizada por decenas de agentes de la Policía israelí contra la sede del Ministerio de Asuntos Palestinos de Jerusalén y la gobernación palestina de Jerusalén, ambos en Jerusalén Este.

Las redadas han tenido lugar como represalia después de que la Autoridad Palestina arrestara al palestino Issam Akel, de 53 años, de origen estadounidense y poseedor de una "tarjeta azul" que le concede privilegios reservados a ciudadanos israelíes, por la venta ilegal de terrenos en la Ciudad Vieja de Jerusalén a personas de nacionalidad israelí, según el diario hebreo 'Yedioth Aharonoth'.

Akel fue posteriormente liberado por la doble presión ejercida por Israel y Estados Unidos.

En la redada habrían resultado detenidos el jefe de los servicios de inteligencia palestinos en Jerusalén, Yihad al Faqih, y el gobernador palestino de Jerusalén, Adnan Rit.

La Autoridad Palestina ha ejercido una fuerte presión sobre los palestinos que viven en Jerusalén para imponer boicots sociales y familiares a cualquiera que venda tierras o casas en Jerusalén Este a los judíos.

La venta de propiedades y tierras a los judíos es de particular interés para la Autoridad Palestina, que la considera parte del plan de Israel de "judaizar" la Ciudad Vieja de Jerusalén, especialmente en las áreas cercanas a la Explanada de las Mezquitas, el lugar más importante del Judaísmo y el tercer lugar sagrado en importancia para el Islam.

Según los detalles del Centro de Información Palestina en Silwan, durante el período 2014-2018, 44 casas palestinas fueron vendidas a judíos en la Ciudad Vieja y en la aldea de Silwan. Durante 2015, se vendieron dos casas en Silwan a judíos, tres se vendieron en 2016, una se vendió en 2017 y dos más en 2018, de acuerdo con la información del medio judío JNS.

Las fuerzas israelíes asaltaron ambos edificios, situados en el barrio de Al Dahiya, atacando a los miembros del personal presentes dentro de ambos edificios a golpes y con bombas de gas lacrimógeno en las oficinas y atacaron físicamente al personal, lo que provocó que cinco palestinos sufrieran de inhalación de gas lacrimógeno y varios moratones, según fuentes médicas a la agencia palestina Maan.

Las fuentes agregaron que las ambulancias, pertenecientes a la Defensa Civil Palestina y la Media Luna Roja Palestina, trasladaron a los heridos a un hospital cercano.