La presidenta normacedonia defiende su "derecho personal" a emplear el antiguo nombre del país

La presidenta de Macedonia del Norte, Gordana Siljanovska-Davkova
La presidenta de Macedonia del Norte, Gordana Siljanovska-Davkova - Europa Press/Contacto/Tomislav Georgiev
Publicado: lunes, 13 mayo 2024 17:18

Grecia, Bulgaria y la UE han mostrado su malestar por lo ocurrido

MADRID, 13 May. (EUROPA PRESS) -

La Presidencia de Macedonia del Norte ha defendido este lunes el "derecho personal" de la nueva presidenta del país, Gordana Siljanovska-Davkova, a emplear el término antiguo para referirse al país después de la polémica desatada este domingo tras tomar posesión empleando el nombre de Macedonia, en lugar del término legal, República de Macedonia del Norte, pactado en el Acuerdo de Prespa con Grecia.

"La presidenta macedonia tiene derecho a utilizar el nombre de Macedonia como un acto que se desprende de su derecho personal a la autodeterminación y la autoidentificación, respetando los Derechos Humanos y libertades básicos y conforme a los valores y principios europeos", ha destacado la Presidencia normacedonia en un comunicado oficial.

En cualquier caso, Siljanovska-Davkova "acepta la aplicación del nombre constitucional" del país y destaca que el juramento solemne se firmó empleando el nombre oficial, con lo que responde así a los cuestionamientos que apuntaban a que la toma de posesión fue inválida por el uso del término antiguo.

Skopie destaca que desde que se firmó el Acuerdo de Prespa, en 2018, "las instituciones macedonias casi siempre han cumplido integralmente sus obligaciones". La presidenta insta así a "todos los socios de Macedonia del Norte a respetar sus obligaciones bilaterales y multilaterales con el país".

Siljanovska-Davkovaha tomó posesión este domingo en una sesión especial del Parlamento en la que se ha referido al país con el nombre de "Macedonia" durante el juramento a pesar de que repetía las palabras del presidente saliente del Parlamento, Jovan Mitreski, quien sí empleó la expresión "Macedonia del Norte".

La embajadora griega en el país, Sofia Filippidou, presente en el acto, abandonó la sede parlamentaria como gesto de protesta y también el Ministerio de Asuntos Exteriores griego denunció la "violación flagrante" del Acuerdo de Prespa y de la propia Constitución normacedonia, "modificada conforme a sus obligaciones internacionales".

Más tarde tanto Grecia como la UE manifestaron su malestar por lo sucedido y ya este lunes Bulgaria ha expresado igualmente su protesta. El primer ministro búlgaro, Dimitar Glavchev, ha indicado que su país "no acepta la expresión y el comportamiento que contradicen el Tratado de Amistad de 2017 y los acuerdos suscritos entre la UE y Macedonia del Norte".

El presidente búlgaro, Rumen Radev, ha ido más allá y ha advertido de que el "futuro europeo de Macedonia depende de la aplicación estricta de los acuerdos internacionales que ha firmado y del Acuerdo Marco de Negociación planteado por el Consejo Europeo en 2022".

La región más septentrional de Grecia se denomina Macedonia y por tanto Atenas reclamaba al país eslavo del norte cambiar su nombre bajo amenaza de vetar su entrada en instituciones como la OTAN o la UE. El conflicto se resolvió a priori en 2018 con el Acuerdo de Prespa, por el que el Gobierno de Skopie accedía a cambiar la denominación del país por la de Macedonia del Norte.

Contador

Leer más acerca de: