Actualizado 03/09/2008 10:41 CET

El senador Lieberman expresa su apoyo a McCain porque "el país importa más que el partido"

SAINT PAUL (MINNESOTA), 3 Sep. (EUROPA PRESS) -

El senador independiente y ex candidato a la vicepresidencia en 2000 por el Partido Demócrata, Joe Lieberman, expresó hoy su total apoyo al candidato republicano a la Casa Blanca, John McCain, como "la mejor opción para unir al país y sacarlo adelante".

"¿Qué es lo que, después de todo, hace un demócrata como yo en una convención republicana como ésta?", preguntó Lieberman a una divertida audiencia. "La respuesta es simple. Estoy aquí para apoyar a John McCain porque el país importa más que el partido", remarcó.

En un ovacionado discurso en la 39 Convención Nacional Republicana, Lieberman, quien también sonaba en las quinielas para acompañar a McCain en su 'ticket' a la Casa Blanca, contrapuso la actuación de McCain en el Congreso el año pasado, cuando defendió un aumento de las tropas en Irak, con la del candidato demócrata, Barack Obama, que "votó para recortar los fondos para las tropas en el frente".

En contraposición a Obama, para Lieberman, "tuvo la valentía de levantarse contra la opinión pública y apoyó el aumento de tropas".

"Y gracias a eso, hoy, nuestras tropas están finalmente empezando a regresar a casa, con con fracaso, sino con honor", añadió Lieberman.

Por ello, consideró que "especialmente en un tiempo de guerra" como el actual, lo que Estados Unidos necesita es "un presidente en el que se pueda contar para luchar por lo que es bueno para el país, no sólo cuando es fácil, sino también cuando es difícil".

Lieberman destacó que los dos candidatos a la presidencia, Obama y McCain, hablan de "cambiar la cultura de Washington y romper los intereses partidistas y los intereses especiales que envenenan la política", pero consideró que "sólo uno de ellos lo ha hecho realmente", John McCain.

OBAMA NO HA HECHO "NADA SIGNIFICANTE"

"Estoy aquí para deciros que no os dejéis tomar el pelo por anuncios de campaña", añadió. Aunque elogió a Obama como "un elocuente joven que puede hacer grandes cosas por el país in los próximos años", remarcó que "la elocuencia no substituye la experiencia, y menos en este momento".

Así, criticó que Obama no haya conseguido unir a los dos partidos "para hacer nada significante" en su paso por el Congreso y lo contrapuso a McCain e incluso al ex presidente Bill Clinton, quienes, en su opinión, sí han conseguido unir a los dos partidos para hacer cosas importantes.

También elogió a la candidata republicana a la vicepresidencia, Sarah Palin, como una "reformista que se ha enfrentado a los intereses especiales y ha ido más allá de los límites partidistas" en Alaska y que "ayudará a McCain a transformar Washington". Por ello, consideró que "el ticket McCain-Palin es el real ticket por el cambio este año".

Por ello, se dirigió especialmente a sus "compañeros demócratas e independientes" indecisos, "frustrados y furiosos con el actual Gobierno" para que piensen que "estas no son unas elecciones ordinarias" y "McCain no es un candidato ordinario".

"Por eso, esta noche os pido, tanto si sois un independiente, un demócrata de Reagan, un demócrata de Clinton, o sólo un demócrata, que cuando votéis por un presidente, votéis por la persona que creéis que es mejor para el país, no para el partido al que resulta que pertenecéis", concluyó.

"MAS UNIDAD NACIONAL Y NO DE PARTIDO"

"Lo que más necesitamos hoy no es mas unidad de partido en America sino mas unidad nacional", arengó, ante un público totalmente entregado. Para Lieberman, "toda la vida de McCain es testigo de una gran verdad: ser demócrata o republicano es importante, pero no es mas importante que ser americano". En este sentido, destacó la decisión de McCain de suspender temporalmente el programa de ayer de la Convención Republicana hasta que pasara el peligro del huracán Gustav en la costa sur de Estados Unidos.

"Lo que podéis esperar de McCain es precisamente lo que ha hecho esta semana: poner el país primero", afirmó Lieberman, destacando que éste es "el código bajo el que ha actuado McCain toda su vida y el que llevará consigo a la Casa Blanca".

Asimismo, señaló el ejemplo de esta catástrofe como uno de los momentos en los que los americanos "dejan a un lado lo que les divide y se unen para ayudar a los ciudadanos necesitados".

También elogió su capacidad de consenso señalando que le había visto muchas veces "unir agente de los dos partidos para abordar juntos los problemas más duros a los que nos enfrentamos".

Convencido de que muchos demócratas también lo saben, criticó que la campaña de Obama este "pase tanto tiempo y tanto dinero intentando convencer a los americanos de que McCain es otra persona".