Tropas de Etiopía entran en Somalia para respaldar una nueva ofensiva contra Al Shabaab en el país

Actualizado 02/11/2017 5:31:48 CET

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Tropas etíopes han entrado este miércoles en territorio somalí para respaldar las operaciones de las fuerzas de seguridad del país africano contra la milicia islamista Al Shabaab, según ha informado la emisora estadounidense Voice of America.

El vicegobernador de la región de Gedo, Mohamed Husein al Qadi, ha indicado que "las tropas etíopes son parte de la Misión de la Unión Africana en Somalia (AMISOM)".

Asimismo, ha señalado que "su movimiento actual es parte de la respuesta al llamamiento del presidente somalí (Mohamed Abdullahi Mohamed) a un ataque masivo contra los milicianos".

Residentes de la localidad de Dolow, situada en la frontera entre ambos países, han indicado que al menos 30 vehículos de transporte de tropas han entrado al país desde la noche del martes.

El presidente somalí pidió la semana pasada ayuda a los países vecinos para intentar derrotar a la milicia islamista, recalcando que "esta amenaza no existe sólo para Somalia, sino también para todos los países vecinos".

Las autoridades han impuesto este semana una prohibición diurna sobre la circulación de grandes camiones y vehículos cisterna dentro de la capital, en un intento por mejorar la seguridad.

El Gobierno somalí ha tomado la decisión dos semanas después del mayor atentado de la historia de Somalia, en el que un camión bomba dejó más de 330 muertos al estallar en una concurrida intersección de la capital.

Este sábado murieron al menos 29 personas tras registrarse un ataque en el centro de Mogadiscio que comenzó con la explosión de dos coches bomba, el primero con un terrorista suicida al volante, seguido de un asedio de doce horas contra el conocido hotel Nasa Hablod.

El Ejército de Somalia, ayudado por las fuerzas de la AMISOM, combate a las fuerzas de Al Shabaab, cuyo objetivo es derrocar al Gobierno e instaurar la ley islámica en su versión más radical.

El presidente somalí declaró en abril el estado de guerra en todo el país y dio a Al Shabaab un plazo de 60 días para participar de una amnistía, pero el grupo lo rechazó.