'Artadi' dice que la decisión de abandonar el Consejo Regulador ha sido "larga y meditada"

Actualizado 30/12/2015 9:37:58 CET

   LOGROÑO, 30 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Bodegas y Viñedos 'Artadi' ha señalado que la decisión de abandonar el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Calificada Rioja ha sido una decisión "larga y meditada", fundamentada en la "intención de ofrecer, a través de nuestros vinos, un mensaje claro de nuestra tierra, de nuestros viñedos y nuestros paisajes". Dicen que abandonan el Consejo Regulador, pero "no abandona su origen: Rioja Alavesa".

   En un comunicado, la bodega recuerda que surgieron en 1985 en Laguardia (Álava), a través de un grupo de cosecheros "ilusionados por un proyecto empresarial basado en la riqueza vitícola de una comarca: Rioja Alavesa".

   "Aquel proyecto - explican- se ha ido forjando en el transcurso de estos treinta años de trabajo y Artadi es hoy, gracias a ese afán por descubrir los grandes valores que encierra nuestra tierra, un referente dentro de la vitivinicultura española e internacional".

   En la nota de prensa, explican que "desde sus inicios trabajamos con el convencimiento de que el valor de los grandes vinos está íntimamente ligado a la tierra, a los viñedos y a sus gentes". "Regiones vitivinícolas de reconocido prestigio como Burdeos, Borgoña o Champagne ofrecen al consumidor vinos reflejo de zonas determinadas y que han sabido poner en valor estas diferencias como algo enriquecedor, lleno de mensaje y contenido", ha añadido.

   En Artadi creen que "es fundamental ofrecer al consumidor la oportunidad de descubrir la diversidad de nuestra tierra, que dota a los vinos de valor, carácter diferenciador y autenticidad".

   "Consecuentemente a lo anteriormente expuesto y sin renunciar a nuestro origen, ARTADI ha tomado la decisión de abandonar el Consejo Regulador de la DOC Rioja".

   La compañía cree que "desde fuera de este organismo, podremos seguir siendo útiles a la hora de crear sensibilidad por los grandes valores de nuestra comarca".

   Desde el respeto a todos los viticultores y bodegueros de esta región, "afrontamos esta nueva etapa con optimismo e ilusión, con la responsabilidad de mantener viva la historia y la cultura heredadas de nuestros antepasados y procurando que este mensaje llegue al consumidor". "Queremos conservar este legado y pasar el testigo a las nuevas generaciones, a través de una viticultura que genere ilusión y pasión entre nuestros jóvenes: esta es nuestra apuesta de futuro", concluye la compañía.

Para leer más