Iglesias aboga en su área por reforma del Puente de Piedra, la mejora de la movilidad peatonal y del transporte urbano

Río Ebro a su paso por Logroño
EUROPA PRESS
Actualizado 21/12/2017 13:24:03 CET

   LOGROÑO, 21 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El concejal de Transporte Urbano, Tráfico y Vías Urbanas, Francisco Iglesias, ha detallado esta mañana el presupuesto de su concejalía para el ejercicio 2018, que asciende a 13.235.660 euros, en el que destacan inversiones tan decisivas para el día a día de gran parte de la población logroñesa como la ejecución de la alternativa C en el cruce de Vara de Rey con Duques de Nájera, la rehabilitación del Puente de Piedra, la reurbanización de aceras en la Avenida de Burgos y la ejecución de la segunda fase de Vélez de Guevara.

   La sostenibilidad en el transporte público, la seguridad del peatón en las vías urbanas, el impulso a las áreas pacificadas y el desarrollo de las vías ciclistas, serán las prioridades de todas las actuaciones que se realizarán durante los próximos meses.

GARANTIZAR SEGURIDAD DEL PEATÓN

   Dentro de las obras de conservación y mejora de infraestructura viaria, que para 2018 contará con 525.400 euros de presupuesto, continuarán las mejoras en las calles de todos los barrios. Estas actuaciones se centrarán en la mejora de los tránsitos peatonales y su seguridad, haciendo con ellas una ciudad más segura en su día a día.

   Además, este año se acometerán reformas en el aparcamiento de Las Norias, el acceso al embarcadero, las calles Cigüeña, Villamediana, Chile y Vara de Rey, entre otros.

   Dentro del capítulo de vías urbanas destaca también la campaña de refuerzo de firme, para lo que en 2018 están destinados 200.000 euros, que se desarrollará durante el primer semestre del año y la de caminos con un importe de 100.000 euros.

   Además, se acometerá la segunda fase de la reurbanización de la calle Vélez de Guevara, y se licitará la tercera, por un importe de euros.

   También se realizarán las obras de adecuación de la calle Albia de Castro (300.000), la segunda fase de la calle Milicias, la rehabilitación del Puente de Piedra (334.000 euros), la reurbanización de aceras en Avenida de Burgos (350.000 euros), la alternativa C de Vara de rey (350.000 euros este año), cuya ejecución está prevista que comience para segundo semestre, o la redacción del proyecto para la pasarela de Los Lirios (79.999 euros).

NUEVA ESTACIÓN DE AUTOBUSES

   Entre los proyectos para el próximo año en el capítulo de transportes (6.597.000 euros) destaca la puesta en marcha de la nueva estación de autobuses, así como la adquisición del equipamiento técnico necesario (1,5 millones).

   Como consecuencia de esta puesta en funcionamiento, será necesaria la realización de cambios en el transporte urbano y la reorganización de la parada de taxis.

   Dentro de los transportes, otra de las principales partidas es la destinada a al transporte urbano de viajeros, que se corresponde con la subvención a la explotación, por un importe de 3.099.000 euros.

   Además de estos, también se renovará parte de la flota de los autobuses urbanos, y, durante el primer trimestre del año, se pondrán en marcha las nuevas frecuencias de fin de semana.

   Por otra parte, se actualizará el Reglamento de Taxis, se creará el Reglamento de Transporte Urbano y se continuará con la adecuación de las paradas.

   La entrada en vigor de la Ordenanza de Movilidad, las vías ciclistas y las campañas informativas marcarán el capítulo destinado a Tráfico

   En el capítulo de tráfico, destaca la revisión del Plan de Movilidad Urbano Sostenible (PMUS), ya anunciada en la última comisión celebrada el pasado mes de noviembre, así como la creación de un foro de transportes de mercancías. También entrará en vigor la nueva Ordenanza de Movilidad.

   Además, se contratará la asistencia técnica que estudiará el diseño de las vías ciclistas de la ciudad y sus conexiones urbanas e interurbanas (250.000 euros). También se continuará con la creación de nuevos aparcamientos para motos, bicicletas y zonas de carga y descarga.

   Simultáneamente, y en colaboración con la concejalía de Seguridad Ciudadana, se desarrollarán varias campañas de concienciación que eviten situaciones de peligro en las vías urbanas, tales como aparcamientos en doble fila o intersecciones. También se estudiará la posibilidad de nuevas zonas para la instalación de radares fijos.

   Otra de las acciones más destacadas será la reorganización del tráfico en calles y zonas del Centro Histórico, para lo que se contratará una asistencia técnica en los próximos meses.