La CNMC cuestiona el suministro del programa de préstamo de libros de texto por perjudicar a las pequeñas librerías

Libros de Texto
JCCM - Archivo
Publicado 26/04/2019 17:40:50CET

MADRID, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) considera que el acuerdo marco para el suministro de libros para desplegar el sistema de préstamo gratuito de manuales en los centros educativos de la Comunidad de Madrid presenta condiciones "excesivas" para los pequeños establecimientos que perjudican la libre concurrencia, como la duración del acuerdo, las exigencias de personal y la limitación de descuentos.

En consecuencia, traslada su criterio de que se elimine de los pliegos del acuerdo marco del programa conocido como Accede la exigencia de establecer un mínimo de personal para aspirar al suministro de ejemplares y no perjudicar a las pequeñas librerías con este requisito.

Así lo detalla el organismo en un informe con el que responde a una consulta formulada por el Defensor del Pueblo sobre los pliegos de contratación del acuerdo marco para el suministro de libros de texto a centros docentes, que procede de la aprobación de la ley de gratuidad de libros y material curricular de la Comunidad de Madrid.

El Defensor del Pueblo trasladó esta cuestión tras la queja de la plataforma 'Salva a tu pequeña librería', sobre los pliegos del acuerdo marco. Este colectivo ya alertó de que el proyecto de ley de gratuidad de libros de texto "tal y como está planteado" aboca a cerrar unas 500 librerías.

La protesta se basa en que los precios de referencia máximos son equivalentes o inferiores a una librería de proximidad y que el acuerdo marco valora en la puntuación aplicar descuentos sobre dichos precios mínimos. Asimismo, sostiene que se obliga a las librerías a contratar personal adicional por cada lote al que se opte.

Por tanto y a raíz de la queja, el Defensor del Pueblo se cuestiona si el acuerdo marco "podría generar estructuras oligopolísticas a favor de las empresas con mayor capacidad económica, y excluiría a las pequeñas empresas, por no poder presentar ofertas".

Recuerda la CNMC que esta normativa establece que los libros de texto en papel de los centros educativos serán gratuitos tras adquirirlos los propios colegios e institutos, para proceder luego a un sistema de préstamo y reutilización.

También rememora que el sistema consta de dos fases, una primera sobre al selección de empresas suministradoras y la adquisición de los ejemplares por los centros mediante contratos entre las empresas preseleccionadas en el acuerdo marco.

El informe detalla que el valor estimado del contrato, con una duración de cuatro años, es de 125,5 millones de euros y se divide en 27 lotes distribuidos por zonas geográficas. También se prevé una lista de precios unitarios máximos por libro, asignatura y curso, con IVA incluido. "Más allá de ese precio no será tenida en cuenta ninguna oferta", expone el órgano regulador sobre el proceso de concurrencia.

La CNMC detalla que no fue consultada por parte de la Comunidad de Madrid acerca de los pliegos y que, a raíz de la queja, valora el acuerdo marco cuestionado.

Inicialmente, el organismo subraya que su postura sobre la contratación centralizada es que "posibilitan la eficiencia y el ahorro presupuestario". No obstante, advierte que toda contratación debe realizarse teniendo en cuenta la "garantía de la competencia efectiva, facilitando la libertad de acceso a la licitación, evitando la discriminación entre operadores y minimizando el riesgo de reducir el número de operadores".

En este caso concreto y dado que el acuerdo marco es "novedoso", entiende que "debería realizarse un estudio de mercado que justifique la selección de precios máximos".

Tras apuntar que no existe limitación respecto al número de licitadores a los que se adjudicará cada lote, lo cual beneficia la participación de medianas y pequeñas librerías, ya que de existir ese filtro "el corte lo pasarían con mayor facilidad, probablemente, las librerías de grandes superficies".

"La existencia de un número tan elevado de lotes basados en distritos geográficos, facilitaría la participación de la mayor amplitud y variedad posible de operadores, alentando la presencia de operadores de proximidad", valora positivamente la CNMC sobre el sistema.

Con respecto a los precios máximos y sus descuentos, el informe recuerda que el sector editorial ha sido un sector "fuertemente intervenido pero que precisamente existe libertad de precios para los libros de texto".

"Si la finalidad de un acuerdo marco es generar ahorros, es lógico que se busque la minimización de precios. No existe un máximo legal a aplicar al descuento. La fijación de un descuento máximo de hasta el 15 por ciento debería perjudicar a las grandes superficies, que podrían aplicar mayores descuentos, pero no pueden hacerlo ya que existe el umbral máximo de descuento establecido en el acuerdo marco", detalla el organismo.

Adicionalmente, este umbral de máximo de descuento podría facilitar la "colusión, tácita o expresa" en un sector sobre el que existe una investigación en curso por parte de la propia CNMC.

También alude que los pliegos contemplan la adquisición, por los centros, de libros fuera del acuerdo marco y que "sin poner en duda el principio de autonomía de los centros docentes, se cuestiona sobre esta previsión, ya que hace perder cierto sentido a la finalidad" de la medida. Por tanto, recomienda justificar esta opción y analizar cuáles podrían ser los impactos de dicha exclusión.

Por último, los pliegos establecen el mínimo del personal que la empresa debe asegurar para ser solvente técnicamente. Esta exigencia para la CNMC "va en contra del principio de libertad de auto organización de las empresas y perjudica especialmente a las librerías de pequeño o mediano tamaño, con menor disponibilidad de plantilla".

"Mientras mayor sea la empresa, a más lotes podrá presentarse y más contratos basados podrá adjudicarse, con lo que logrará tener más centros educativos a los que suministrar. En este sentido, se recomienda eliminar este requisito", concluye el documento.

DOS MILLONES DE EJEMPLARES

El Ejecutivo regional calcula que a través del acuerdo marco aprobado se van a adquirir más de dos millones de unidades que pasarán a formar parte del banco de libros de la Comunidad de Madrid.

Durante el presente curso escolar, primer año de la puesta en marcha del programa de gratuidad de préstamos de libros, cerca de 800.000 volúmenes que ya forman parte de los bancos de libros de la región.

Alrededor de 200 proveedores de la región se han inscrito en el listado de empresas suministradoras de libros de Accede, según explicaron desde la Consejería de Educación para resaltar que el 80 por ciento era pequeñas y medianas empresas frente al 20 por ciento que eran editoriales relevantes y empresas del ámbito de la distribución.

Contador

Para leer más