Actualizado 14/07/2012 14:06 CET

Uno de los detenidos en las marchas de anoche contra los recortes es miembro de los Dominican Don't Play

Salvo el herido, que saldrá en libertad, en resto pasarán a disposición judicial el domingo por la mañana tras tomarle declaración la Policía

MADRID, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

Uno de los detenidos por los incidentes producidos anoche durante las marchas contra los recortes aprobados por el Gobierno central pertenece a la banda latina Dominican Don't Play y pesan sobre él antecedentes por lesiones, según han informado a Europa Press fuentes policiales.

De los nueve arrestados anoche, otro de ellos se encuentra custodiado por la Policía en el hospital, ya que tiene un brazo roto. Tras tomarle declaración los agentes, saldrá en libertad.

En cambio, los otros ocho se encuentran este sábado prestando declaración en la Brigada de Información de la Policía y previsiblemente pasarán este domingo por la mañana a disposición judicial. Todos ellos son españoles, con edades comprendidas entre los 25 y los 57 años.

Ninguno antecedentes penales, excepto el supuesto miembro de los Dominican Dont'Play. A la Policía tampoco le consta que sean elementos activos de movimientos radicales o antisistema. Todos están acusados de atentado a la autoridad.

Un total de nueve personas fueron detenidas anoche por agentes de la Policía Nacional en el transcurso de una marcha convocada en Madrid contra los recortes aprobados por el Gobierno de Mariano Rajoy que concluyó en la Puerta del Sol, según ha informado a Europa Press un portavoz de la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

La marcha, que fue secundada por más de un millar de personas, llevó a cabo sus dos primera paradas en las calles de Génova y Ferraz, donde se ubican las sedes nacionales de PP y PSOE, respectivamente, para dirigirse luego por las calles de la almendra central de la capital en dirección al Congreso de los Diputados y a la madrileña Puerta del Sol.

Los momentos de máxima tensión de la marcha, convocada en las redes sociales y que carece de autorización por parte de la Delegación del Gobierno de Madrid, se registraron cuando los agentes de las Unidades de Intervención Policial (UIP) o antidisturbios han cargado en las proximidades de la sede del PSOE en Ferraz y en Neptuno contra los manifestantes.

Los detenidos están acusados de atentado contra agentes de la autoridad y fueron trasladadas a dependencias de la Brigada Provincial de Información, donde a lo largo de hoy les tomarán declaración. Posteriormente, les pondrá en libertad o a disposición del juez.

Así, en las proximidades de Ferraz, un primer 'rifirrafe' entre un grupo de participantes en la marcha y los policías llevó al lanzamiento de un objeto que ha derivado en la carga policial. En el entorno de Neptuno, horas más tarde, se repitieron las mismas escenas.

Las cargas en Neptuno hicieron que los manifestantes, cada vez en mayor número, se dispersaran. Así, mientras unos se dirigieron hacia la Puerta del Sol, otros marcharon en dirección hacia el Congreso de los Diputados en la Carrera de San Jerónimo.

LA DELEGADA DEL GOBIERNO, INCREPADA

Otro de los momentos de tensión se vivió cuando la marcha se ha topado casualmente en la zona de la Glorieta de Bilbao con la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, a la que ha acompañado a pie durante un trayecto de más de cincuenta metros al grito de 'dimisión', 'dimisión'.

Los participantes en el acto de protesta acompañaron a la delegada del Gobierno por la calle Manuela Malasaña durante un trayecto de más de cincuenta metros con gritos de dimisión y recriminaciones por las actuaciones policiales de estos días.

Finalmente, Cifuentes se refugió en un restaurante etíope ubicado a la altura del Teatro Maravillas para evitar seguir siendo increpada. Tras esperar unos diez minutos a que la marcha de protesta siguiera su curso, la delegada del Gobierno abandonó el establecimiento y se dirigió a un portal cercano, que abrió con su propia llave.

Al ser preguntada al respecto por Europa Press, Cifuentes se mostró reticente a responder y eludió desvelar si tiene pensado denunciar lo sucedido. "Ya lo veremos", dijo a Europa Press con un gesto de tensión en el rostro.

AMBIENTE FESTIVO

Durante toda la marcha, a la que se fue sumando gente según avanzaba la noche, se repitieron las consignas contra el Gobierno de Mariano Rajoy y su gabinete. 'Rajoy aprovecha y vete hoy' o 'Rajoy dimisión' se han mezclado con gritos de 'Dónde está, no se ve, la extra de Navidad' o 'Todos sois hijos de Fabra' y 'Andrea yo te quiero, Andrea yo te adoro, tengo tu foto en el inodoro', en alusión a la hija del expresidente de la Diputación de Castellón Andrea Fabra por aplaudir los recortes del Ejecutivo.

Los manifestantes portaban muchas pancartas con la palabra 'No' para rechazar los recortes, así como con dibujos de tijeras tachados o directamente el mensaje escrito de 'No a los recortes'. Entre los participantes, la mayoría de ellos jóvenes, se han visto las camisetas verdes en protesta por los recortes educativos.

Los edificios de las sedes de PP y PSOE, así como el Congreso de los Diputados, fueron acordonados para prevenir incidentes y la presencia policial ha sido intensa a lo largo de todo el recorrido de la marcha, incluida la madrileña Puerta del Sol.