Dos de los agentes expedientados por el chat contra Carmena vuelven a patrullar tras archivarse el caso

Publicado 29/08/2019 10:28:41CET
Imagn de recurso de dos agentes de la Policía Municipal de Madrid.
Imagn de recurso de dos agentes de la Policía Municipal de Madrid.Jesús Hellín - Europa Press

MADRID, 29 Ago. (EUROPA PRESS) -

Dos de los tres agentes expedientados por el chat policial en el que se insultaba a la exalcaldesa Manuela Carmena así como a inmigrantes y periodistas han vuelto a patrullar por las calles de la capital tras archivarse el expediente, han informado fuentes municipales a Europa Press.

La notificación del archivo a los agentes se realizó el pasado 7 de agosto. Tal y como ha avanzado la Cadena SER, trabajan en las unidades de San Blas, Centro Norte y Moratalaz. El tercero aun sigue de baja.

Tal y como explicaron entonces fuentes municipales, el expediente ya estaba "muy avanzado" y "ni el juez ve delito penal ni el instructor ve motivo de sanción". Asimismo hicieron mención a "varias sentencias sobre el archivo del expediente" para justificar su archivo.

La resolución tuvo lugar antes de la entrada de la nueva corporación al Consistorio (15 de junio), y el nuevo director de la Policía, Pablo Enrique Rodríguez, "no interviene en ello y solo firma la resolución", precisaron en su momento desde el gobierno municipal.

EL CHAT

Dicho chat fue descubierto tras la denuncia presentada por otro agente del Cuerpo el día 13 de noviembre de 2017, que también solicitaba una orden de alejamiento porque aseguraba que había recibido amenazas.

Se proporcionaron comentarios a la causa en los siguientes términos: 'Hay que comenzar con las cacerías de guarros, panda hijos de puta, los moros y los que los defienden', 'Yo los tiraba al mar, comida para peces', '¿El napal no lo inventaron para basura así?' u 'Otra opción puede ser incrustarles casquillos vacíos en la nuca a martillazos'.

Igualmente, este chat común, y en relación con Manuela Carmena, contenía comentarios tales como 'hija de la gran puta roja de mierda mal parida', o 'Que se muera la vieja zorra ya', con otros mensajes de descalificación contra la periodista Ana Pastor.

Pese a que en un primer momento se archivó la causa, tiempo después la Audiencia de Madrid reabría la causa por presunto delito de odio e injurias, si bien posteriormente decretó su sobreseimiento definitivo.

Para leer más