El Hospital de Móstoles renovará sus instalaciones energéticas gracias a una inversión de 34 millones

Hospital De Móstoles
COMUNIDAD DE MADRID / EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 13/11/2018 15:19:26CET

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno regional ha aprobado este martes una inversión de 34,2 millones de euros para renovar completamente las instalaciones energéticas del Hospital Universitario de Móstoles.

Se hará, según ha desgranado el vicepresidente regional, Pedro Rollán, en rueda de prensa, mediante la adjudicación del contrato de suministros y obras para la gestión eficiente de las energías primarias autorizado en Consejo de Gobierno.

Así, el hospital contará con una central térmica renovada de forma integral y con nuevos sistemas de climatización. "Todo ello redundará en un mayor confort para los pacientes, en ahorros en el consumo de energía y menos emisiones contaminantes para el medio ambiente", ha destacado la Comunidad.

Con este trámite, el Ejecutivo regional pone en marcha la renovación de estas instalaciones, tanto en el edificio del Hospital de Móstoles como en los de sus centros adscritos, es decir, el Centro de Especialidades Coronel de Palma y los centros de Salud Mental adscritos de las calles Nueva York, Asturias e Independencia de Móstoles.

El plazo de ejecución del contrato será de 15 años y, además de la elaboración del proyecto y la dirección de obra, comprenderá necesariamente durante todo el periodo contractual una serie de prestaciones para el hospital.

Por un lado, este proyecto incluye todas aquellas obras y mejoras necesarias para la eficiencia energética y reforma de las instalaciones existentes, que deberán llevarse a cabo en los primeros años de vigencia del contrato. Por otro, se aborda la renovación de los sistemas de conducción, control, ajuste de funcionamiento, mantenimiento preventivo, correctivo y legal del equipamiento e instalaciones.

Además, el contrato prevé la garantía en mano de obra y materiales necesarios para la reparación y sustitución necesaria de todos los equipos de las instalaciones de producción térmica. Y, por último, incluye la gestión del suministro de energía térmica, frigorífica y eléctrica, control de calidad y garantías de aprovisionamiento.