Intervenidos 30 kilos de cocaína ocultos en rosas en el aeropuerto Madrid-Barajas

Publicado 13/06/2015 11:33:16CET
GUARDIA CIVIL

MADRID, 13 Jun. (EUROPA PRESS) -

Una operación conjunta de la Guardia Civil y la Agencia Tributaria se ha saldado con la intervención de 30 kilos de cocaína, escondidos en envoltorios de rosas, que una banda intentaba introducir en España por el aeropuerto Madrid-Barajas.

La intervención, orquestada desde Colombia, se ha saldado con la detención de cuatro personas de este país y un español, siendo este último el encargado de la recogida del material.

La operación se inició en el mes de abril, cuando agentes de la Guardia Civil del Aeropuerto de Madrid-Barajas y agentes de la Unidad de Análisis de Riesgo, pertenecientes al VIA, realizaron un estudio de la documentación relativa a la mercancía que entra en España.

Es ahí donde detectaron la existencia de una empresa afincada en Madrid que se dedicaba a la importación de flores frescas. Según la documentación, esta empresa importaba flores frescas desde Colombia, especialmente rosas y claveles, que trasladaban desde el aeropuerto hasta un almacén, desde donde supuestamente se distribuía.

El volumen de las importaciones de flores y de la escasa actividad comercial hizo sospechar a los agentes de que podría tratar de una empresa tapadera para introducir algún tipo sustancia estupefaciente.

Por tal motivo, se estableció un dispositivo de seguimiento y control sobre el regente de la supuesta empresa, pudiendo comprobar que las flores eran trasladadas en una furgoneta hasta un punto de recogida donde eran vendidas a vendedores ambulantes.

Posteriormente, tras detectarse una expedición comercial de flores, los agentes procedieron a su interceptación pudiendo comprobar que la droga viajaba oculta en los envoltorios que cubren a las flores durante el trayecto.

La Guardia Civil, en una partida de 1.219 kilos de flores, un total de 108 bultos, encontró en el cartonaje de éstos, unas planchas que contenían cocaína. Tras el pesaje oportuno, arrojaba un peso en bruto de 26.840 gramos de dicha sustancia.

Los detenidos, tras ser puestos a disposición de la Autoridad Judicial competente, han ingresado en prisión, continuando la investigación abierta sin descartarse nuevas actuaciones policiales.

Dichas actuaciones se han desarrollado, además de en la capital madrileña, en Palma de Mallorca y Santander.

Para leer más