Actualizado 26/06/2020 18:27:16 +00:00 CET

Los perros que atacaron a una pareja de mayores en Valdemorillo eran de un amigo de su hijo

Europa Press
Europa Press - EUROPA PRESS / JESÚS HELLÍN

En principio, parecen ser una mezcla entre pit bull y otra raza

MADRID, 26 (EUROPA PRESS)

Los perros que atacaron ayer por la tarde a una pareja de mayores en un chalet de la localidad de Valdemorillo eran propiedad de un amigo de su hijo, que aún no ha aportado documentación de los mismos, según ha conocido Europa Press de las primeras investigaciones realizadas por el Servicio de Protección a la Naturaleza de la Guardia Civil (Seprona).

Los hechos tuvieron lugar sobre las 19.30 horas de este jueves a la altura del número 8 de la calle Cuerda Herrera, en la urbanización Puentelasierra. En circunstancias que de momento se desconocen, los canes, que atacaron violentamente a la pareja en la casa con jardín en la que viven, dejaron a la mujer con un brazo catastrófico y al hombre con varias mordeduras pero menos importantes, ha informado a Europa Press un portavoz de Emergencias Comunidad de Madrid 112.

Los sanitarios les estabilizaron y les trasladaron en una ambulancia al Hospital Puerta de Hierro de Majadahonda, donde la mujer se recupera satisfactoriamente de las graves heridas sufridas. Asimismo, resultó herido leve el hijo de las víctimas, que salió en ayuda de sus padres intentando apartar a los canes. Como no lo conseguía, utilizó un cuchillo, con el que hirió a dos de los tres animales.

Hasta el lugar acudió también la Policía Local de Valdemorillo, que retiró a los perros, que se encuentran ahora en cuarentena y bajo custodia en una clínica veterinaria de Guadarrama, tal y como marcan los protocolos. Allí tendrán que realizarles una prueba genética para determinar si se trata de animales potencialmente peligrosos, con lo que ello conlleva legalmente. En principio, parecen ser una mezcla entre pit bull y otra raza.

El Seprona se ha hecho cargo de la investigación y está hablando con los implicados en el suceso y revisando documentación e investigando si los animales estaban siendo cuidados temporalmente por el hijo de los dueños de la casa y por qué les atacaron de ese modo. De momento, el responsable de los canes no ha presentado ningún tipo de documentación ni seguro de los mismos, han indicado las mismas fuentes.

MÁS DE 11.000 PERROS PELIGROSOS EN LA REGIÓN

La Comunidad de Madrid tenía censados a 1 de octubre de 2019 un total de 11.142 perros de razas peligrosas en los distintos municipios de la región. Las razas potencialmente peligrosas son Pit Bull Terrier, Staffordshire Bull Terrier, Rottweiler, Dogo Argentino, Fila Brasileiro, Tosa Inu y Akita Inu.

Además, pueden catalogarse así a perros que, sin ser de estas razas, presenten todas o la mayoría de una serie de características y aquellos que manifiesten un carácter "marcadamente agresivo, o que hayan protagonizado agresiones a personas o a otros animales", aunque no pertenezcan a alguna de las razas especificadas.

Respecto a los dueños de estos animales, la normativa exige que posean "las condiciones físicas y psíquicas precisas para proporcionar los cuidados necesarios al animal y garantizar su adecuado manejo" y dominio, quedando excluidas las personas que padezcan deficiencias que supongan "incapacidad física o psíquica o psicológica". Todos estos animales deberán estar identificados mediante un microchip.

Para conseguir una licencia de tenencia de este tipo de canes se requiere un certificado de no haber sido sancionado anteriormente por infracciones graves o muy graves por tenencia de animales peligrosos y un certificado de antecedentes penales, además del pago de una tasa y un seguro obligatorio.

Contador