Actualizado 09/07/2009 20:55

Precarios Madrid reclaman que se incluya a los investigadores en el convenio colectivo de las universidades públicas

MADRID, 9 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un grupo de representantes de Precarios Madrid reclamaron hoy a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y al rector de la Universidad Autónoma, José María Sanz, que se incluya a los investigadores en el convenio colectivo de las universidades públicas, la contratación laboral de todos los investigadores desde el inicio de su actividad y el cumplimiento de las directrices marcadas por la Unión Europea en la Carta Europea del Investigador.

Algunos de los miembros de este colectivo acudieron hoy a la toma de posesión de José María Sanz como nuevo rector de la Universidad Autónoma de Madrid y que ha contado con la presencia del ministro de Educación, Ángel Gabilondo, y de Aguirre, entre otros.

Según informan los integrantes de Precarios Madrid, tras un breve intercambio de palabras, los representantes del colectivo entregaron a la presidenta de la Comunidad y al rector de la UAM sendas cartas en las que se recogen las principales reivindicaciones de su colectivo.

Por otro lado, jóvenes investigadores celebrarán un 'Circo FPU' ante la Dirección General de Universidades para protestar por la, a su juicio, "negligente gestión de las ayudas predoctorales".

Ante lo que consideran un nuevo retraso en la resolución final de las ayudas de Formación de Profesorado Universitario (FPU) y de las estancias en el extranjero, la Federación de Jóvenes Investigadores (FJI-Precarios) celebrará el próximo lunes, día 13, a partir de las 12 horas, el 'Circo FPU' a las puertas de la Dirección General de Universidades.

Con este acto, los jóvenes investigadores pretenden dar a conocer la realidad en la gestión de las ayudas a la Investigación. "Un 'circo' que hace perder tiempo y esfuerzo a los jóvenes investigadores, además de impedir la incorporación a sus grupos de trabajo, algunos de ellos en el extranjero, por falta de financiación. Un circo que les obliga incluso a financiarse ellos mismos el desplazamiento y alojamiento, o a trabajar de forma ilegal y sin remuneración asegurada", aseguró.