Una de las profesoras que figura en el acta del TFM de Cifuentes: "Álvarez Conde me presionó para no decir la verdad"

Actualizado 15/02/2019 12:24:14 CET

MADRID, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

La profesora de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) Alicia López de los Mozos ha asegurado este viernes que el exdirector del polémico máster de Derecho Autonómico, el catedrático Enrique Álvarez Conde, le presionó para "no decir la verdad" para revelar que no formó parte del tribunal del polémico Trabajo Fin de Máster (TFM) de la expresidenta regional Cristina Cifuentes.

También ha comentado que formó parte de una reunión con Álvarez Conde y otras docentes que figuran en dicho acta del TFM, donde se comentó que había que dar una "versión para confirmar que esa defensa se hizo", para remitirse al respecto a la declaración que hizo en sede judicial.

Por otro lado, ha recalcado que apreció con incredulidad a la rueda de prensa que ofreció la URJC a las 13 horas del 21 de marzo, cuando se reveló las irregularidades de los estudios de Cifuentes, en la que no entendió lo que allí se dijo, como el afirmar que la expresidenta se presentó al citado tribunal. "No di crédito", ha apostillado.

Así lo ha detallado durante su comparecencia en la comisión de investigación de Universidades de la Asamblea de Madrid en referencia la presunta falsificación de ese documento, clave en el denominado caso Máster. En su intervención, ha comentado que no accedió a las coacciones que sufrió por Álvarez Conde en referencia a la falsificación de su firma en el polémico acta.

 La profesora de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) Alicia López de los Mozos ha asegurado este viernes que el exdirector del polémico máster de Derecho Autonómico, el catedrático Enrique Álvarez Conde, le presionó para "no decir la verdad" para revelar que no formó parte del tribunal del polémico Trabajo Fin de Máster (TFM) de la expresidenta regional Cristina Cifuentes.

   También ha comentado que formó parte de una reunión con Álvarez Conde y otras docentes que figuran en dicho acta del TFM, donde se comentó que había que dar una "versión para confirmar que esa defensa se hizo", para remitirse al respecto a la declaración que hizo en sede judicial.

   Por otro lado, ha recalcado que apreció con incredulidad a la rueda de prensa que ofreció la URJC a las 13 horas del 21 de marzo, cuando se reveló las irregularidades de los estudios de Cifuentes, en la que no entendió lo que allí se dijo, como el afirmar que la expresidenta se presentó al citado tribunal. "No di crédito", ha apostillado.

   Así lo ha detallado durante su comparecencia en la comisión de investigación de Universidades de la Asamblea de Madrid en referencia la presunta falsificación de ese documento, clave en el denominado caso Máster. En su intervención, ha comentado que no accedió a las coacciones que sufrió por Álvarez Conde en referencia a la falsificación de su firma en el polémico acta y que no participó en ese tribunal.

   La docente, que reconoció ante la universidad y en sede judicial que la firma estampada en dicho acta del TFM de Cifuentes no era su rúbrica y que no participó en el tribunal, ha reiterado su versión ofrecida ante el Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid.

   De hecho, ha aseverado que no autorizó a su compañera, la también docente de la URJC Cecilia Rosado y que realizó ese documento, a "falsificar" su firma. Al respecto y preguntada sobre la versión de Rosado que está investigada por falsedad documental, ha recalcado que su única motivación ha sido "decir la verdad" sin intención de "perjudicar a nadie".

   También ha señalado que la reunión con Álvarez Conde y el resto de docentes implicados en el acta se realizó en un despacho de abogados para "cerrar los detalles" de cara a confirmar que se había producido la defensa del TFM de Cifuentes, aunque no ha querido entrar en más pormenores sobre este encuentro, al incidir de nuevo en sus declaraciones en sede judicial.

   Respecto a la polémica primera rueda de prensa de la URJC tras conocerse el caso, a la que acudió el rector de la institución, Javier Ramos, con el propio Álvarez Conde y el profesor de la URJC Pablo Chico (que remitió un correo para que se le cambiara una de las notas a Cifuentes de no presentado a presentado), la docente de Derecho Constitucional ha comentado que "no entendió nada" ni "sabía lo que estaban diciendo".

   "No sé por qué se hicieron así las cosas, me considero una simple docente y no daba crédito", ha relatado López de los Mozos para recalcar que nadie de la universidad se puso en contacto con ella ese día.

   De hecho, ha asegurado que "nunca en su vida" ha hablado con el rector y que no ha hablado después con nadie de la institución sobre el caso Máster y que tampoco ella ha mostrado interés al respecto. La profesora ha indicado que en declaraciones posteriores a esa rueda de prensa, Ramos dijo que no habló con ella al respecto sino con uno de los profesores del máster.

   Aparte, ha afirmado en su comparecencia que tampoco habló nunca con la exasesora de la Consejería de Educación Maite Feito, de quien su compañera Cecilia Rosado dijo que le había presionado para que se demostrara por su parte que Cifuentes había realizado el TFM del Máster.

"NO HE HABLADO EN MI VIDA CON EL RECTOR DE LA URJC"

   También ha transmitido a la Asamblea que se ha movido en el caso Máster bajo el "principio de decir la verdad" pese a los perjuicios "personales, psicológicos y profesionales" que le ha causado este asunto, como es el hecho de haber estado expuesta a los medios "de forma desmedida". Actualmente, ha explicado a los parlamentarios, ha vuelto a retomar un poco su actividad profesional.

   Interrogada por los diputados de la comisión, la profesora de la URJC ha asegurado que no tiene constancia de ninguna otra irregularidad en el desarrollo de los másteres del Instituto de Derecho Público y que ella no ha presenciado ninguna presión en el sentido de dar trato de favor a determinados alumnos por ser políticos.

   "Yo iba a trabajar, daba mis clases y eso es lo que he hecho toda mi vida. No sé si los que tengo delante (alumnos) son políticos o no", ha enfatizado durante su intervención.

   López de los Mozos ha comentado que no recuerda si el líder del PP, Pablo Casado, fue o dejó de ir a las clases del máster de la URJC y cuestionada por el hecho de que aparece como una de las docentes que evaluó uno de los trabajos de Casado ha señalado que ella valora todos los trabajos que se le remite bajo criterios académicos.