Actualizado 17/09/2008 20:16 CET

Secretariado Gitano cree que se está vulnerando el derecho de los padres del San Roque a elegir el colegio de sus hijos

Considera que el antiguo colegio tiene "capacidad suficiente" para albergar a los alumnos de ambos centros

MADRID, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

La portavoz y coordinadora de Acción Social de la Asociación Secretariado General Gitano, Maite de Andrés, aseguró hoy que la decisión de la Comunidad de Madrid de realizar una permuta entre los colegios San Roque y Cristóbal Colón, ambos en Villaverde, supone una vulneración de los derechos de los padres del primer centro a elegir libremente el colegio que quieren para sus hijos.

En declaraciones a Europa Press, De Andrés indicó que la asociación tras atender a la demanda de las familias y analizar cómo han ocurrido los hechos para que cerca de un centenar de alumnos del San Roque, en su mayoría de etnia gitana, no puedan estudiar en las instalaciones que le corresponden, cree que las familias "tienen vulnerados sus derechos a la hora de querer ejercer la libre elección del centro educativo".

"Tal y cómo lo está haciendo la Consejería de Educación, se incumple la ley educativa actual puesto que la mayoría de los padres no ha aceptado este traslado ni ha firmado ninguna autorización para trasladar la matrícula de los chicos", indicó la portavoz, que apuntó, además, que el Consejo Escolar del centro, que es "el órgano del Gobierno", se reunió en dos ocasiones, y que en ambas, la respuesta fue la de una mayoría absoluta en contra del intercambio de instalaciones.

La polémica entre estos dos colegios surgió el pasado curso cuando la dirección del Cristóbal Colón pidió ayuda a la Consejería de Educación porque tenía el centro saturado de alumnos, y además, el edificio estaba bastante deteriorado. La Comunidad, ante la falta de suelo para edificar un nuevo colegio, ofreció la posibilidad de realizar una permuta con el San Roque, con las instalaciones en perfectas condiciones y con una tercera parte de su ocupación --por entonces, sólo tenía matriculados a unos 250 niños, de los cuales, el 80 por ciento eran gitanos--.

Esta permuta sólo sería posible si los dos colegios lo acordaban así. Sin embargo, esta asociación y los padres, arropados en todo momento por la FAPA Giner de los Ríos, se encontraron con que el lunes pasado se había hecho el intercambio de instalaciones entre ambos centros "sin el visto bueno" del Consejo Escolar del San Roque. "En dos ocasiones se dijo que no, otra cosa es que el equipo directivo haya decidido después apoyarlo por órdenes 'de arriba', pero la aprobación no cuenta con el respaldo ni de padres ni de profesores", subrayó.

De hecho, reiteró que no hay ningún expediente administrativo que así lo recoja, por lo que la decisión de la Consejería, que "está atendiendo a sus razones y seguramente, en todo su derecho", choca con la voluntad de las familias de elegir libremente donde quieren que se eduquen sus pequeños, apuntó la portavoz de la Asociación.

JUNTAR LOS DOS CENTROS

Otra de las cuestiones que se han planteado es por qué siendo el San Roque tan grande, donde tiene cabida más de 700 alumnos, no se juntan a los estudiantes de ambos centros --unos 400 del Cristóbal Colón y unos 200 del San Roque--. "Así se respondería a la realidad social y cultural del barrio, una realidad diversa, con payos, gitanos y gente procedente de multitud de países", indicó De Andrés.

A su juicio, esta opción aportaría mucha "riqueza" al centro. "¿Por qué no se ha hecho así sin cabe todos?", se pregunta la portavoz de esta asociación gitana, quien asegura que lo que ocurre es que la Comunidad ha intentado resolver el problema del Cristóbal Colón "pero para solucionarlo no se puede quitar de cuajo a todos los niños del colegio de siempre, donde han estado escolarizados desde el principio", añadió.

Además, recordó que la Asociación de Madres y Padres del centro ha trabajado mucho y muy duro para mejorar las instalaciones en las que estaban sus niños, "que han quedado preciosas", y que por eso, su única intención es que puedan seguir estudiando allí, con o sin los alumnos del Cristóbal Colón. "El hecho de que no los hayan querido juntar nos hace sospechar que hay otros intereses que desconocemos", sugirió.

En este sentido, añadió que el objetivo de cualquier decisión que tome la Consejería sería dar "la misma respuesta educativa a todo el alumnado" y que ésta sea "la mejor". "Una decisión que favorezca la convivencia y la diversidad cultural y se lance el mensaje de que allí (antiguo San Roque) caben todos", señaló.

En cuanto a las opiniones que han lanzado otras organizaciones e incluso los propios padres, que han calificado la decisión de "racista", Secretariado General Gitano desconocen si se ajustan a la realidad porque no han tenido oportunidad de analizarlo. Así, algunos piensan que se ha cambiado a los niños de centro porque quieren "lavar la imagen" de la zona en donde están urbanizando para construir nuevas viviendas.

"En esto no podemos decir nada porque no lo sabemos", matizó, al tiempo que aseguró que lo que sí piensan es que puede haber irregularidades, y que, por lo tanto, han solicitado a la Administración educativa varias reuniones para abordar el asunto, aunque de momento, según ellos, no han obtenido respuesta. "Apoyaremos a las familias en lo que nos soliciten", concluyó.

De Andrés acompañó hoy a medio centenar de padres que se concentraron frente a las puertas de la Asamblea de Madrid para, aprovechando que se celebraba el Debate sobre el estado de la región, solicitar a los políticos responsables del Ejecutivo autonómico una solución a sus problemas.