Actualizado 11/05/2016 10:27 CET

Unanimidad en una campaña para combatir el racismo ante agresiones vinculadas al Hogar Social


Hogar Social Madrid se manifiesta en contra de las bandas latinas
EUROPA PRESS

"Están locos estos romanos", contesta Ahora Madrid después de que un día antes una propuesta similar no saliera adelante en Chamberí

MADRID, 11 May. (EUROPA PRESS) -

Todos los partidos con representación en la Junta Municipal de Chamartín (Ahora Madrid, PP, PSOE y Ciudadanos) respaldaron ayer en el Pleno del distrito "una campaña de sensibilización en dependencias municipales para combatir el racismo y la xenofobia y promover el respeto a todos" ante las agresiones, "personales y a inmuebles", tras las que podría estar el grupo de extrema derecha Hogar Social Madrid.

La unanimidad en Chamartín se contrapone a lo que sucedió un día antes en Pleno de Chamberí, donde Ahora Madrid presentó una moción similar. Allí PP y PSOE rechazaron instar a la Delegación del Gobierno el desalojo y cese del Hogar Social Madrid porque, según el portavoz del PP de Chamberí, sería "dar pábulo a esta gente".

Ante esto, Ahora Madrid resumió su parecer en Twitter con un hashtag, #Estanlocosestosromanos. "Aprobada en el Pleno de Chamartín con C'ss, PSOE y PP, que ayer rechazaron lo mismo en Chamberí. #EstánLocosEstosRomanos", escribieron.

En el Pleno de Chamberí una treintena de miembros del Hogar Social Madrid se manifestaron ante la Junta, presidida por Jorge García Castaño, al grito de 'ayudas sociales para los nacionales'.

Ahora Madrid consiguió aprobar en Chamartín instar a la Delegación de Gobierno a que se produzca el "desalojo y cese de las actividades del Hogar Social Madrid", quienes okupan desde el pasado otoño una antigua sede de RTVE en la calle Joaquín Costa.

Desde Ahora Madrid Chamartín explicaban en la iniciativa que han tenido noticias que señalan que en abril se han producido en el distrito "agresiones personales y a inmuebles, presuntamente motivadas por el aspecto o la militancia política de las personas y colectivos
agredidos".

Ahora Madrid consiguió de la Junta, presidida por Mauricio Valiente, que expresera su preocupación por "el incremento de las agresiones con motivación racista, xenófoba e ideológica en el distrito, producidas desde la instalación del Hogar Social Madrid" en Chamartín.

También que se manifestara "la más enérgica condena a todas estas agresiones y al fomento del discurso del odio en el distrito" y "desarrollar una campaña de sensibilización en dependencias municipales para combatir el racismo y la xenofobia y promover el respeto a todos los vecinos, independientemente de su origen, raza o religión".

Ahora Madrid elevó al Pleno del distrito que se "facilite mediante la cesión puntual de espacios públicos las iniciativas vecinales que promuevan la tolerancia y la convivencia pacífica", además de instar a la Delegación de Gobierno a que, en colaboración con la Policía Municipal, "extreme las medidas de precaución para que estas agresiones xenófobas no vuelvan a producirse".

Para leer más