Croem lamenta la caída de la inversión y que la mayoría de proyectos deslizarán su ejecución como mínimo un año

Actualizado 04/08/2015 18:01:24 CET

MURCIA, 4 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia (Croem) ha lamentado que en 2016 "se producirá una importante caída de la inversión estatal en la Región, la mayor entre las distintas autonomías, que se suma a la baja ejecución prevista de las actuaciones programadas para 2015".

Tras realizar un análisis preliminar del Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado, la patronal ha valorado de manera negativa que la mayoría de proyectos "deslizarán su ejecución como mínimo un año".

De hecho, las actuaciones prioritarias en materia ferroviaria "no se finalizarán hasta 2017 en el mejor de los casos (con la excepción de la llegada del AVE a la capital), y las viarias y portuarias se postergarán como mínimo hasta 2020".

No obstante, en esta ocasión las actuaciones previstas "parecen responder en mayor medida que años anteriores a las necesidades económicas y sociales de la Región, si bien a costa de acumular un excesivo retraso en su ejecución y de concentrar la mayor parte de las inversiones en un horizonte lejano".

En concreto, precisa que el proyecto de PGE "prevé invertir en la Región 330 millones de euros en 2016, repartido entre el gasto de los propios Ministerios (113,8 millones) y el de las Empresas Públicas (216,9 millones); el 3 por ciento de la inversión total regionalizada del Estado, una participación similar al peso demográfico de Murcia en el conjunto nacional".

Esta cantidad es la segunda más reducida de los últimos años (solo los 300 millones de 2014 queda por debajo). De hecho, en comparación con este año, Murcia "experimentará una notable caída de la inversión presupuestada, en su caso, del -22 por ciento, la mayor de las distintas autonomías (que en promedio caen un 1,9 por ciento)".

Este "intenso" descenso "se ve agravado por un hecho adicional, el bajo grado de realización de los proyectos programados para la anualidad en curso".

De este modo, de los 295 millones que las Empresas Públicas habían presupuestado para 2015 en Murcia, las previsiones de inversión real realizada se limitan a poco más de la tercera parte (106 millones, el 36 por ciento de lo presupuestado.

De confirmarse estas cifras, "supondría el segundo menor grado de realización de la última década, solo por encima de 2013 (cuando se alcanzó el 22 por ciento)".

Por lo que respecta a los principales proyectos ferroviarios, en cuanto al Tren Alta Velocidad-Murcia, "de los 145 millones presupuestados para esta partida en 2015, solo se ha llevado a cabo una inversión real de 38 millones, es decir, ni una cuarta parte del total presupuestado".

"Debido a estos atrasos la partida para 2016 resulta superior, ascendiendo a 105 millones. A su vez, se mantiene una partida residual 10 millones para 2017 de manera que es posible que en un escenario optimista la Alta Velocidad llegue a la capital regional en 2016", subraya.

Por otro lado, resulta a su vez destacable que, a diferencia de los presupuestos anteriores, "el proyecto de soterramiento tendrá cabida en las próximas anualidades, iniciándose en 2016 con un coste total de 100 millones, distribuidos en cuatro ejercicios".

Por lo que se plantea que "el soterramiento quedará concluido en 2019, en los plazos acordes al reciente acuerdo de soterramiento".
En el resto de líneas de Alta Velocidad, la programación plurianual de los PGE "contempla un calendario para la llegada del AVE a Cartagena en 2018; si bien para 2016 se han presupuestado 20 millones, 60 para 2017, y 30 para 2018". Por otra parte, las obras de la Alta Velocidad hacia Lorca y Almería "se mantienen paralizadas".

En cuanto a la Variante de Camarillas, se recupera con una dotación de 15 millones en la provincia de Murcia, dividida en dos anualidades (4,2 millones para 2016 y 9 millones en 2017), con la suma de otros 15 millones asignados en Castilla-la Mancha, los cuales hacen un total de 30 millones. Aunque dicha dotación se encuentra enmarcada dentro de las inversiones a realizar por ADIF, "es de esperar que en breve se firme un acuerdo de colaboración con la Autoridad Portuaria de Cartagena".

SIN CORREDOR MEDITERRÁNEO

Resalta la gravedad de que "no existen perspectivas de iniciar el Corredor Mediterráneo de Mercancías en la Región durante los próximos años, lo que resultará en un daño importante para la competitividad de las empresas murcianas, más aún cuando los PGE2016 asignan a la Comunidad Valenciana una dotación de 100 millones para el desarrollo del mismo, incluyendo acciones en las provincias de Valencia y Castellón, dejando también al lado, para este año y los siguientes, a la provincia de Alicante".

El desarrollo del proyecto denominado por las leyes de PGE como nueva Dársena de El Gorguel vuelve a mantener la "dilatación" de su inicio, hasta el 2018, donde se le asignan 21 millones, los cuales pasan a 47,6 en 2019.

El Estado ha fijado una inversión de 53 millones en carreteras, tres más que en 2015, que "no evitarán un nuevo retraso en la fecha de finalización prevista de los principales proyectos". La Autovía MU-30 (del Reguerón) contempla una inversión de 10 millones en 2016, aunque el grueso de la inversión se concentra en los años posteriores (28 millones en 2017 y 40 en 2018), retrasando de nuevo su fecha de entrada en funcionamiento hasta, al menos, 2020 (un año después de lo previsto por los PGE2015).

En la Autovía A-33 (del Altiplano) se destinan 26 millones en 2016 para el tramo que conecta Jumilla y Yecla, que debería estar finalizado en 2018 si no hay deslizamientos presupuestarios -los PGE2016 se llevan el grueso de la inversión, 35 millones de los 94 en los que se valora el proyecto, a 2018, lo que añade cierta dosis de incertidumbre-.

Una novedad es la dotación de recursos para la realización efectiva del futuro enlace con la Autovía A-31 de Alicante a partir de 2017 (cuando se asignarán 25 millones) aunque para su finalización se irá más allá de 2020.

La Autovía RM-1 Zeneta-San Javier sigue acumulando inversiones "modestas" (4 millones para el año que viene que se suman a los 2 de este, cuando el coste total asciende a 112,8) y "retrasos" en la fecha en la que se conectará por autovía el eje Murcia-Santomera-San Javier.

Finalmente, se registran partidas para la realización de los estudios previos de los Arcos Norte y Noroeste de la capital, necesarios para aliviar la congestión actual de la A7 a su paso por la capital.

Finalmente, en cuando a la inversión agregada del Ministerio de Agricultura y de Acuamed y Seiasa asciende a 62,6 millones, frente a los 171 presupuestados para 2015. Esta cuantía se desglosa en una serie de actuaciones de reducida dimensión que responden parcialmente a las necesidades del sector agrícola, "pues dan cabida a algunas de las actuaciones urgentes contempladas en el Real Decreto de Sequía".

Igualmente "destacable" resulta la recuperación del Proyecto de Regeneración de la Bahía de Portmán, cuyas obras costarán 59,5 millones (de los que 6 se invertirán en 2016) y se extenderán hasta 2019.

Para leer más